Los farmacéuticos onubenses destinan casi 900 envases de medicamentos a un proyecto solidario de Guatemala

Actualizado 07/07/2015 8:24:13 CET

HUELVA, 6 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Colegio de Farmacéuticos de Huelva ha colaborado con la ONG onubense Médicos con Iberoamérica (Ibermed) en un proyecto quirúrgico en Guatemala, solicitando la colaboración de las farmacias onubenses a fin de poder donar la medicación necesaria para que un amplio número de pacientes puedan continuar con sus tratamientos una vez dados de alta.

Fruto de esta iniciativa, los farmacéuticos de Huelva han reunido más de 900 envases de medicamento de los que se beneficiarán unas 400 personas entre uno y 70 años --el 55 por ciento de sexo femenino--, teniendo preferencia los grupos considerados vulnerables, tales como las mujeres y los indígenas --ambos grupos forman el núcleo más amplio de familias campesinas de bajos ingresos--, ha informado el Colegio en una nota.

A fin de promover la participación del mayor número posible de farmacias, desde el Colegio se han creado lotes de medicamentos que incluyen analgésicos, antiinflamatorios, antitérmicos y antibióticos y que en próximas fechas llegarán a su destino, el Hospital de la Obra Social del Hermano Pedro en Antigua, Guatemala.

"La vocación del farmacéutico es prestar servicio a la sociedad, ya sea desde el mostrador de una oficina de farmacia o colaborando con una acción solidaria", explica el presidente de los farmacéuticos onubenses, Francisco Peinado.

Es por ello que el Colegio de Farmacéuticos se ha sumado a esta iniciativa que "pretende mejorar la calidad de vida de un amplio grupo de pacientes, con muy escasos recursos, que reciben la atención de esta obra social", ha señalado Peinado.

Esta acción solidaria emprendida por los boticarios onubenses se suma a otras iniciativas con las que ha colaborado la corporación farmacéutica de la provincia recientemente, tales como el programa 'La Sierra ayuda a los niños de Chernobyl' --organizado por la Asociación Sanicher--, que permite a niños y niñas de Bielorrusia pasar sus vacaciones en la provincia como medida de saneamiento de la radioactividad que, aún hoy, 28 años después del desastre nuclear de la central de Chernobyl, se mantiene en buena parte del territorio del país.

Durante el transcurso de sus visitas los menores han recibido lotes de medicamentos, material de cura e higiene buco-dental, con los que han visto colmadas sus necesidades farmacológicas durante meses, ya que en su país de origen, resulta difícil y caro para sus familias acceder a este tipo de medicamentos. Dada la alta colaboración prestada por los farmacéuticos onubenses a este programa, este año no ha sido necesario reeditar la entrega de material sanitario porque aún cuentan con grandes reservas procedentes de los lotes entregados el pasado año y que se conservan en buen estado.

No obstante, el Colegio ha querido seguir colaborando, esta vez con una propuesta que ha tenido buena acogida por la Asociación Sanicher y que ha sido la participación del Colegio en una de las actividades lúdicas que los niños bielorrusos realizan durante su estancia en la provincia.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies