PP de Sevilla sigue abierto a un pacto presupuestario e insta a Espadas a hacer que Cs "se retracte"

Beltrán Pérez
EUROPA PRESS/PP/ARCHIVO
Publicado 17/01/2018 15:00:30CET

SEVILLA, 17 Ene. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del PP en el Ayuntamiento de Sevilla, Beltrán Pérez, ha asegurado este miércoles que su grupo sigue abierto a un pacto presupuestario pero ha reconocido que será "difícil" firmarlo hasta que el alcalde de la ciudad, Juan Espadas (PSOE), "no ponga orden y haga retractarse a Cs de sus insultos".

Así se ha pronunciado Pérez, a preguntas de los periodistas, en un acto del PP-A, después de que su formación decidiera este martes "suspender" su participación en la negociación del proyecto presupuestario de 2018, bajo la premisa de que la última intervención pública del portavoz municipal de Cs, Javier Millán, ha incluido "insultos y ataques" de carácter "radical" contra el PP.

Hablamos de los contactos de los grupos políticos del Ayuntamiento de Sevilla para la aprobación del proyecto presupuestario del Consistorio y sus sociedades y organismos satélite para 2018, que asciende a aproximadamente 960 millones de euros. El nuevo proyecto presupuestario del Gobierno local socialista, como ya ocurriera con los anteriores, está marcado por un acuerdo entre el PSOE y Ciudadanos, con medidas por importe de casi 50 millones para que la formación naranja apoye el texto.

En el contexto de tales contactos, pues el PSOE gobierna el Ayuntamiento en franca minoría y necesita el respaldo o abstención de al menos dos grupos para que prospere su proyecto presupuestario, el Grupo popular ha promovido su propio "presupuesto alternativo", como "enmienda a la totalidad" a las cuentas previstas por el Gobierno local socialista.

Tras una reunión con el alcalde, el portavoz municipal de Cs, Javier Millán, avisaba al PP de que no puede intentar "imponer su presupuesto alternativo" para que "se tire a la basura el acuerdo presupuestario" previo entre el PSOE y Cs y la negociación del presupuesto vuelva "a la casilla de salida", con la consecuente "perdida de meses y meses".

Así, Millán reclamaba al PP que se sume al acuerdo presupuestario inicial y transforme su documento alternativo en enmiendas convencionales, alertando de que quien pretenda "discutir el criterio" de los habilitados nacionales del Ayuntamiento incurriría en un "tic autoritario de alguien sobrepasado por la soberbia y la prepotencia".

Tras estas declaraciones, Beltrán Pérez ha indicado que el proceso de
negociación se encuentra en estos momentos suspendido por una actitud "bastante irracional" de Cs, "que consistió ayer en reunirse con el alcalde y al salir, insultar a discreción al PP en una actitud que excedía bastante de la radicalidad respecto a otras declaraciones de Participa Sevilla o de IU".

"Cuando Cs va a un discurso de radicalidad por encima de los que el alcalde llama la izquierda radical, quiere decir que quiere reventar el acuerdo presupuestario que el PP quiere firmar con el PSOE", ha sostenido Beltrán Pérez, para quien "con compañeros de viaje así, que insultan y que deslizan acusaciones gravísimas es muy difícil firmar un acuerdo".

Algo que, según ha advertido, no se producirá "hasta que el alcalde no ponga orden, haga retractarse a Cs en sus declaraciones y deje de tener reuniones que provoquen ese tipo de reacciones que, en su opinión, "se tramaron en el despacho del alcalde".

En este contexto, Pérez ha insistido en que el PP "quiere el acuerdo y que éste se plasme en un nuevo documento, pero es el alcalde quien tiene que decidir si quiere un acuerdo histórico con el PP o si prefiere volver a pactar con los que el mismo llama radicales de izquierda, que son IU y Podemos".

El portavoz municipal del PP en Sevilla se ha mostrado convencido de que Cs no quiere "un acuerdo a tres" y por eso su estrategia consiste en "poner dinamita" en las negociaciones entre PP y PSOE. "Aunque empiezo a sospechar que el alcalde tampoco quiere ese acuerdo porque quedaría bien patente que son las política de centro-derecha del PP las que condicionan el presupuesto", ha indicado.