Celaya indica que la historia clínica electrónica común se implantará en 2017

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Celaya indica que la historia clínica electrónica común se implantará en 2017

Sebastián Celaya
EUROPA PRESS
Publicado 04/11/2016 12:23:51CET

ZARAGOZA, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Sanidad del Gobierno de Aragón, Sebastián Celaya, ha asegurado que se está "avanzando" en el proyecto de histórica clínica electrónica común entre atención primaria y especializada, que se "implantará de forma progresiva y por módulos en 2017", una iniciativa que "está requiriendo un esfuerzo importante de medios y profesionales".

En respuesta a una interpelación formulada por la diputada del Partido Aragonés (PAR), Berta Zapater, en el pleno de las Cortes autonómicas, sobre la atención primaria, ha expuesto las diferentes medidas que está impulsando su Departamento, y ha comentado que, en materia de coordinación, hay dos proyectos piloto de interconsulta virtual entre primaria y especializada, "y se va a generalizar en 2017".

En concreto, ha apuntado que el barrio de Las Fuentes de Zaragoza y en la ciudad de Huesca "se han iniciado gran éxito consultas virtuales de digestivo, que están disminuyendo las demoras de forma importante".

En materia de participación de los profesionales en la gestión, ha comentado que se ha cambiado el incentivo individual al médico por ahorro en medicamentos por el incentivo a facultativos y enfermeros por "el uso racional del medicamento".

También ha manifestado la intención de incrementar la capacidad de resolución de la atención primaria, ya que "casi el 90 por ciento de los problemas de salud pueden ser resueltos por los equipos de atención primaria". Así, las matronas ya están gestionando la atención sobre métodos anticonceptivos y en algunos centros ya está implantada la consulta de enfermería.

En el caso de los facultativos, "se está buscando una forma de trabajar diferente" para que además de la atención a los pacientes asignados, "en cada centro haya dos o tres personas que se especialicen" en cirugía menor, atención a salud mental, deshabituación tabáquica, ecografía, educación diabética y espirometrías, entre otras cosas, y ofrezcan estos servicios por la tarde para todos los pacientes del centro.

REDISTRIBUCIÓN DE RECURSOS

Celaya ha recordado, asimismo, su compromiso de revisar en 2017 el mapa sanitario teniendo en cuenta "los movimientos demográficos, muy importantes en las zonas periurbanas, sobre todo en Zaragoza", y también el nivel de frecuentación, el nivel sociocultural y de renta, la dispersión y edad de la población, indicadores "con los que haremos la redistribución de recursos".

También ha indicado que en tres años se van a jubilar 160 profesiones y "el Gobierno tiene que plantearse como se resuelve" esto, para añadir que en la anterior legislatura se amortizaron 46 plazas de médicos "y en estos 15 meses hemos creado 20".

No obstante, ha apuntado que "Aragón es la tercera Comunidad con mejor ratio de médicos por habitantes de todo el país, 200 tarjetas menos que la media, 1.180 frente a 1.380" y es la quinta "con mejor ratio de enfermería", además de que el 18 por ciento de los profesionales tienen menos de 500 tarjetas y de ningún pediatra dependen más de 1.500 niños y uno de cada diez atiende a menos de 750.

Igualmente, el gasto en atención primaria es mayor en esta Comunidad que en la media del Estado porque "es más costoso atender a los ciudadanos de Aragón".

Celaya ha añadió que el Departamento ya ha presentado a los sindicatos el plan de incentivos, que ha considerado "razonable", "dentro de lo que se puede hacer en el marco de la Administración" y "espero que pronto pueda salir".

Respecto a las infraestructuras, el consejero ha asegurado que hay un plan elaborando sobre la necesidades y se va a presentar en las Cortes de Aragón, pero "no vamos poder concretar plazos de ejecución porque no tenemos idea de cuál va a ser nuestro presupuestos".

REPOSICIÓN

La diputada del PAR, Berta Zapater, ha apuntado que en un territorio con una población muy dispersa "es normal que haya menos cartillas" por facultativo, para alertar del "problema de los médicos que se van a jubilar en los próximos años" en atención primaria, que ha cifrado en el 31 por ciento de la plantilla y en 279 profesionales, y que "va a ser imposible reponer".

La parlamentaria ha reclamado que se fijen incentivos para favorecer que se ocupen las plazas de centros en el medio rural. "Tiene que plantearse medidas serias" para "conseguir accesibilidad e igualdad para todos los aragoneses" a la sanidad.

También ha reclamado "más dotación económica y de personal" para la atención primaria, un plan de infraestructuras que atienda las distintas deficiencias, de las que muchas "no son de calado económico, pero facilitarían la calidad del servicio", además de impulsar la telemedicina.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies