Cantabria reclama al Gobierno central 90 millones

 

Cantabria reclama al Gobierno central 90 millones

Revilla y Díaz Tezanos en rueda de prensa
GOBIERNO
Actualizado 02/05/2017 18:39:12 CET

El Ejecutivo regional acusa al central de "estrangular económicamente" a la comunidad

SANTANDER, 2 May. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Cantabria (PRC-PSOE) ha acusado al Ejecutivo central (PP) de ser un "moroso" y de "estrangular económicamente" a la comunidad autonóma y le ha hecho un llamamiento a que "pague lo que debe", a la comunidad autónoma, deuda que ha cifrado en casi 90 millones de euros, provenientes de los ingresos comprometidos que no se produjeron en 2016.

Así lo exigirá por carta el presidente regional, Miguel Ángel Revilla, a la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, tras no haber recibido respuesta de Mariano Rajoy a su anterior misiva quejándose del proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2017.

"Ya que el presidente debe estar muy ocupado con los temas de corrupción y los viajes que hace por medio mundo vamos a pedirle a la vicepresidenta que nos reciba simplemente para decirle: páguenos", ha dicho este martes Revilla en una rueda de prensa en la que ha comparecido con la vicepresidenta regional, Eva Díaz Tezanos.

Ambos han denunciado el "grave perjuicio" que, según han dicho, está generando en Cantabria el, a su juicio, "mezquino comportamiento" del Gobierno central al no cumplir con los compromisos asumidos con Cantabria.

Según Revilla, lo que el Estado está haciendo, a su juicio, a Cantabria, se lo hace "a los catalanes, a los vascos o a cualquier comunidad" y es "titular de periódicos". En ese sentido, ha opinado que "sería terrible" que quienes "reniegan de España" tengan "premio" y quienes son "leales" con el país y la Constitución tengan "castigo".

UN POSIBLE "CASTIGO" A CANTABRIA

Precisamente, Revilla también ha reconocido que está "llegando a pensar" que también estos incumplimientos que denuncia del Estado con Cantabria pueden ser una "especie de castigo" o "toque de atención" por haber sido "bastante beligerante" con Mariano Rajoy y el Ejecutivo central en sus opiniones en sus apariciones televisivas y eso lo esta pagando ahora la comunidad autónoma.

"Si desde luego esa es la estrategia, van listos", ha advertido Revilla, quien ha avisado que no se va a "morder la lengua" en sus críticas, a su juicio, "justificables", a un Gobierno central que, según ha vuelto a denunciar, ha "amparado" la corrupción.

Revilla ha advertido de que denunciará en la televisión lo que está haciendo, a su juicio, con Cantabria el Gobierno central, al que ha avisado de que Cantabria "va a seguir adelante a pesar de que le haga esas cosas"y de saber que "si el Gobierno de España te quiere hundir tiene muchos instrumentos para hacerlo".

EL GOBIERNO CIFRA EN CASI 90 MILLONES LOS INCUMPLIMIENTOS EN 2016

Como ejemplo de lo que denuncian, han realizado un desglose de los ingresos comprometidos por el Estado con Cantabria que no se produjeron en 2016 y que ha cifrado en casi 89,65 millones de euros.

En ese desglose se incluyen 16,8 millones comprometidos y no pagados por el coste de implantar en Cantabria la Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE); los 22 de la partida consignada y no abonada para pagar las obras del hospital Valdecilla, y 34,3 millones para cofinanciar al 50 por ciento de la Ley de Dependencia.

Además, forman parte también de ese desglose los 16,5 millones que, según el bipartito regional, debe el Estado a Cantabria desde 2012 al romper de forma "unilateral" el convenio para el proyecto de la Fundación Comillas, un incumplimiento que, tal y como ya había anunciado el Gobierno regional y hoy a vuelto a asegurar Revilla, denunciará ante los tribunales si el Ejecutivo central no responde a los requerimientos de la comunidad.

Revilla y Díaz Tezanos han criticado que el Gobierno central, además de no cumplir sus compromisos con la comunidad, "trate de presentarla" como una región "despilfarradora" y "manirrota" por no haber cumplido el objetivo de déficit --que se situó en el 1,47 del PIB regional con 184 millones de euros frente al límite marcado era del 0,7%-- y han defendido que si el Estado hubiera pagado lo que debe, la región lo habría cumplido.

Revilla ha asegurado que "no hay una región más austera" que Cantabria y ha afirmado que el Gobierno autonómico está atendiendo solo "lo más imprescindible", como la sanidad, la educación, la dependencia o la Renta Social Básica (RSB), y "no está dispuesto a recortar nada" de esto. Así, ha instado al Estado a que diga a la comunidad dónde debe recortar.

"Recorte, "¿en qué, señor Montoro?", ha preguntado Revilla, que, a preguntas de los medios de comunicación acerca de la posibilidad de que Cantabria se declare en "rebeldía" y no presente los planes de ajuste que podría requerir el Estado ante la posibilidad de que incumpla de nuevo este año el objetivo de déficit, ha reconocido que la comunidad "no puede hacer eso". "Esta es una región cumplidora y la explicación que vamos a dar a no cumplir es esta", ha dicho el presidente.

Revilla ha asegurado que "no puede resignarse" a que el Estado no pague lo que debe a Cantabria y ha avisado de que va a ser una comunidad "contestataria" y "denunciadora". "Ya digo que lo de Comillas está a punto de que llevemos a los tribunales al Gobierno de España ¿eh? Nosotros no somos como los catalanes que si la ley del catalán o no sé qué... No, no, no, dinerito, dinerito que tienen firmado y no pagan", ha advertido.

CRÍTICAS AL PP DE CANTABRIA Y A DE LA SERNA

Revilla y Díaz Tezanos han criticado la actitud del PP de Cantabria ante el incumplimiento del Gobierno de España con la comunidad, sobre todo en el caso del no pago de los 22 millones de euros consignados en los PGE de 2016 para Valdecilla y la eliminación de la partida de 2017 en el proyecto de Presupuestos de este año.

Ambos han censurado los intentos de justificar por parte del PP de Cantabria el no pago de los 22 millones de 2016 basándose en que el Gobierno regional no había justificado en tiempo y forma el gasto de las obras.

De "desafortunadas" e "inaceptables" ha tachado la vicepresidenta las declaraciones del ministro de Fomento, el exalcalde santanderino Íñigo de la Serna, en las que afirmó que no se podía responsabilizar al Gobierno de España ni a Rajoy de que el bipartito no hubiera presentado una justificación "bien formulada", algo que Díaz Tezanos ha vuelto a negar y ha asegurado que el Gobierno regional presentó "correctamente todos los documentos" pero el Estado lo que ha hecho es "esconder su falta de voluntad política en excusas técnicas que nunca había utilizado anteriormente".

"No me parece muy coherente que el ministro De la Serna se muestre tan escrupuloso aparentemente con las formas a la hora de abonar lo que se debe de Valdecilla y, sin embargo, extremadamente laxo cuando hay que pagar a los actuales concesionarios de las autopistas que son las grandes constructoras del país, algunas de las cuales, como saben, están siendo investigadas por regar de comisiones justamente al PP, ha aseverado.

Díaz Tezanos ha afeado que De la Serna defienda que las autopistas son viables si se les quita la "mochila de la deuda" y le ha propuesto que "antes de quitarle la mochila a las constructoras podría quitar" a Cantabria las que le suponen los compromisos no cumplidos del Estado.

Y es que ha insistido que "sin esas mochilas", y otras que pesan sobre la comunidad por actuaciones del Estado, Cantabria "cumpliría el déficit y tendría "mucho más dinero" para inversión pública, para crear empleo, generar riqueza y para hacer mas políticas sociales.

"Espero que, dado que el ministro es de nuestra comunidad, se encargue a partir de este momento de exigir a su propio Gobierno, de convencer a su propio Gobierno, de que tienen que cumplir con Cantabria porque razones hay mas que sobradas".

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies