Barcelona invierte un millón de euros en la mejora de tres mercados municipales

Proyecto del mercado de las Tres Torres
AYUNTAMIENTO DE BARCELONA
Actualizado 30/07/2016 12:17:29 CET

Las reformas se centrarán en los edificios de las Tres Torres, de Canyelles y de Felip II

BARCELONA, 30 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Barcelona, a través del Institut Municipal de Mercats, ha invertido un millón de euros este verano para mejorar tres mercados municipales de la ciudad: el mercado de las Tres Torres del distrito de Sarrià-Sant Gervasi, el de Canyelles de Nou Barris, y el de Felip II de Sant Andreu.

Las obras de mejora se realizarán en verano para minimizar las molestias que puedan ocasionar a los clientes de los mercados, según ha informado este sábado el consistorio en un comunicado.

La concejal de Comercio y Mercados, Montserrat Ballarín, ha asegurado que el Ayuntamiento de Barcelona seguirá trabajando para "mantener y mejorar la magnífica red de mercados de Barcelona", y ha insistido en la necesidad de hacerlos más accesibles y de dotarlos de mejores servicios.

Ballarín ha subrayado la importancia de ofrecer un servicio de máxima calidad y de realizar obras de adecuación en las cubiertas, y ha recordado que "estas actuaciones se combinan con grandes remodelaciones como la de Sant Antoni o la anunciada por el mercado de l'Abeceria".

LOS TRES MERCADOS

A fin de mejorar el mercado de las Tres Torres, se llevarán a cabo obras por valor de 350.000 euros para reparar y restituir el buen estado y la capacidad de los elementos estructurales de madera.

En cuanto al mercado de Canyelles, las actuaciones tendrán un presupuesto de 450.000 euros y se prevé instalar dos ascensores para mantener la plena accesibilidad entre las dos plantas del mercado y rehacer los baños, adaptándolos para personas con discapacidad.

Respecto al mercado de Felip II, el presupuesto de licitación es de 200.000 euros y, a diferencia de los mercados de Tres Torres y de Canyelles, no será necesario cerrarlo para realizar las obras, y se reubicarán los montacargas para evitar las molestias que generan actualmente a las fincas vecinas.

Barcelona Economies



A LA XARXA