El abandono escolar en la ESO cae a la mitad entre los adolescentes de CaixaProinfancia

Niños del programa CaixaProinfancia de la Obra Social La Caixa
OBRA SOCIAL LA CAIXA
Publicado 31/03/2018 11:17:54CET

El 81,2% de adolescentes atendidos en el plan supera la Secundaria

BARCELONA, 31 Mar. (EUROPA PRESS) -

Las tasas de abandono escolar en la Educación Secundaria Obligatoria (ESO) caen a la mitad entre los adolescentes que participan en el plan de refuerzo escolar del programa CaixaProinfancia dirigido a niños en situación de vulnerabilidad, según datos de evaluación de la iniciativa que el año pasado atendió a 19.342 menores catalanes.

El 81,2% de los niños y niñas del plan acaban la etapa educativa que les corresponde, teniendo en cuenta que según el informe Pisa solo el 53% de alumnos vulnerables promociona, ha detallado a Europa Press el director general de programas sociales de la Fundación Bancaria La Caixa, Marc Simón, que ha explicado que este refuerzo educativo es fruto de un "plan social de acción" individualizado y profesionalizado.

De hecho, solo el 6,3% de los niños y niñas que participan del programa abandona los estudios de la ESO de forma prematura, respecto a la media española que es el del 30% en contextos de bajo nivel socioeconómico.

El 81,1% de los adolescentes se gradúan al acabar la ESO, teniendo en cuenta que la tasa bruta de graduación es del 77,6% según datos del Ministerio de Educación a 2017, lo que significa que "el éxito escolar está 3,5 puntos por encima de la media", ha resaltado Simón.

REDUCCIÓN DEL FRACASO ESCOLAR

De la cifra anterior se desprende que el 18,9% de alumnos sufre fracaso escolar por tener que repetir curso (11,9%) o abandonar los estudios (7%), cuando este balance varía entre el 30% y el 50%, a la luz de datos de la OCDE, Adsis y Pisa sobre jóvenes en situación de pobreza.

El Caixa Proinfancia se dirige a familias con niños de entre 0 y 18 años en situación de pobreza y exclusión social, e "impulsa acciones en clave de proceso de transformación para promover el desarrollo de los niños y sus familias" con el fin de generar oportunidades futuras, ha explicado Simón sobre el programa, que este año cumple 10 años.

ROMPER EL CÍRCULO DE LA POBREZA

Nació con el fin de "romper el círculo de pobreza hereditaria" que afecta a niños en situación de exclusión social, garantizando el acceso a oportunidades educativas de calidad, y que el año pasado llegó a 63.229 niños españoles y cerca de 37.000 familias.

Su trabajo se hace en red entre los diferentes agentes del territorio, tales como ayuntamientos, escuelas, servicios sociales, centros sanitarios y ONG que trabajan en 135 localidades españolas a través de 177 redes de trabajo y 500 entidades sociales que operan sobre el terreno.

177 REDES DE TRABAJO

Estas redes de trabajo están lideradas por unas 250 coordinadoras, que son las encargadas de la admisión, la valoración de necesidades y capacidades e impulsar un plan social de trabajo personalizado con objetivos de trabajo, compromiso de familias y asignación de ayudas de la cartera.

Dentro de la cartera existen servicios de refuerzo educativo relacionados con una atención de logopedia, considerada "una de las principales causas del fracaso escolar", atención psicomotriz, aulas abiertas, grupos de estudio asistido, refuerzo individual y cheques para equipamiento escolar.

También hay otros servicios vinculados al ocio y tiempo libre, apoyo educativo familiar, atención psicoterapéutica personal y familiar y promoción de la salud.