Barcelona ampliará la red Radars a 53 barrios hasta llegar al 77% de los ancianos en 2019

 

Barcelona ampliará la red Radars a 53 barrios hasta llegar al 77% de los ancianos en 2019

Publicado 09/06/2017 12:52:05CET

   BARCELONA, 9 Jun. (EUROPA PRESS) -

   El proyecto Radars, que evita los riesgos de exclusión y aislamiento de los ancianos, llegará a 53 barrios y dará cobertura al 77% de los ancianos de Barcelona en 2019, ha explicado este viernes la teniente alcalde de Derechos Sociales, Laia Ortiz.

   En una rueda de prensa, Ortiz ha destacado que el proyecto ya funciona en 35 barrios de toda la ciudad, y ha dicho que la expansión a los 53 barrios se hará de forma gradual: diez barrios en 2017; 11 en 2018 y seis en 2019.

   Ha explicado que esta ampliación se hará según las especificidades de cada zona y con el seguimiento correspondiente por parte de los centros de Servicios Sociales más próximos en cada caso, lo que supone una inversión de 385.000 euros al año.

   Actualmente, el proyecto Radars realiza el seguimiento de 865 personas, en colaboración con 348 entidades, 1.410 vecinos, 1.213 comercios y 516 farmacias, y ha está presente en diez distritos de la capital catalana.

   "Es un proyecto que no podría crecer si no hay una base social que crea en él, además de unas profesionales que acompañan a los usuarios", ha expresado Ortiz, que ha destacado que el 12% de los barceloneses tienen más de 75 años.

   Impulsado por el Instituto de Servicios Sociales, Radars coordina la colaboración de entidades, vecinos, comercios del barrio, farmacias y otros servicios con el fin de vertebrar una red comunitaria que haga posible la detección de ancianos en riesgo y acciones preventivas.

TESTIMONIOS

   La voluntaria de Radars Ramona, de 83 años, ha explicado que se trata de un proyecto muy importante y bonito: "Sólo por llamar ya sabes que alguien piensa en ti. Es muy importante escucharles y intentar comprenderles y ponernos en su lugar".

   Para Teresa, usuaria del servicio, "las llamadas van muy bien", y ha explicado que tener a alguien con quien hablar le ha cambiado la vida, mientras que Mari Àngels, otra usuaria, ha dicho que las actividades que se organizan le han servido para conocer a gente.

   Una de las voluntarias jóvenes de la red Radars, Angie, ha destacado que los ancianos valoran que alguien les hable sin poner cara de aburridos: "En un principio me obligaron a hacerlo, pero al ir por primera vez, continué por mi cuenta".

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies