Riba-roja regulariza 149 servicios municipales sin contrato público por valor de más de un millón

Robert Raga
AYUNTAMIENTO RIBA-ROJA
Publicado 07/04/2017 14:08:48CET

VALÈNCIA, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Riba-roja de Túria (Valencia) ha regularizado un total de 149 servicios públicos durante el año pasado que el consistorio prestaba "sin el correspondiente contrato municipal" y por un valor total de más de un millón de euros.

El Gobierno local también ha iniciado el procedimiento administrativo para regularizar otros 39 contratos que también carecen actualmente del contrato público, como denunció el Síndic de Comptes en su informe de fiscalización sobre la política de contratación bajo la gestión de la anterior corporación del Partido Popular, según ha informado el Ayuntamiento en un comunicado..

La regularización de estos servicios está incluida en el programa municipal de procedimiento en materia de contratación administrativa que llevan a cabo los departamentos de intervención y secretaría de Riba-roja, centrado en los sectores que se prestan "con contrato mercantil o cualquier otro tipo de documento pero sin contrato administrativo.

Se trata, en su mayoría, de servicios de "poca entidad económica pero que llevan muchos años prorrogándose tácitamente y que se remontan a mucho tiempo atrás", destacan desde el Gobierno municipal.

Asimismo, se llevará a cabo una "profunda" investigación del origen de estas situaciones y se rescindirán los contratos privados que existen "sin que ello suponga la obligación de ningún tipo de indemnización por parte del Ayuntamiento al rescindir los citados contratos". En cada caso, la intención del consistorio es ofrecerá "una solución práctica y efectiva" y realizar la regularización en "un plazo razonable".

Paralelamente, el Ejecutivo de Riba-roja se ha adherido al perfil de contratos impulsado por el Estado con el objetivo de ofrecer una mayor transparencia en la gestión de los recursos públicos, ya que esta iniciativa "cuenta con sellado de tiempo y se publican en el mismo todos los contratos administrativos. En abril se procederá a la licitación electrónica a través del perfil del contratante del Estado con la intención de aumentar el número de ofertas para cada contrato.

CUATRO "RETOS" FRENTE ANOMALÍAS

El departamento de Contratación de Riba-roja abordará durante este año otros cuatro "retos importantes" para regularizar todas las "anomalías y carencias" que presenta actualmente este área municipal.

En primer lugar, regularizará todos los contratos pendientes con carácter de urgencia, lo que permitirá reducir a la mitad los plazos de tramitación y los preceptivos informes, "siendo conscientes de que ello supondrá un esfuerzo extra por parte de secretaría, intervención y aquellos técnicos encargados de los informes", recalcan desde el consistorio.

También se tramitarán todos los contratos que requiera la actividad del ayuntamiento tanto para cubrir nuevas necesidades de contratación como para renovar aquellos que finalizan su vigencia en 2017, fijado en un total de 32 contratos.

La tercera medida consiste en la implantación de la citada administración electrónica y, por último, el Ayuntamiento regulará la aplicación de las cláusulas sociales a la hora de contratar los servicios públicos, así como las directivas europeas existentes actualmente al respecto.

En conjunto, el Gobierno de Riba-roja ha alertado de la "carencia de recursos humanos" en el departamento de Contratación --todavía por definir-. y en el área de secretaría para llevar a cabo las tareas de regularización de los servicios municipales que carecen del correspondiente contrato legal, tal y como recoge el texto refundido de contratación del sector público y la renovación de los actuales, cuyo contrato expira a lo largo de este año.

"DEJADEZ Y MALA GESTIÓN DEL PP"

Desde el equipo de gobierno han subrayado "el esfuerzo que se está realizando actualmente para ordenar esta situación irregular que se está consistiendo desde hace años por la dejadez y la mala gestión que llevó a cabo el PP durante dos décadas sin importarle lo más mínimo el escaso respeto a la legalidad vigente y sin atender las recomendaciones que desde diferentes organismos públicos de fiscalización se efectuaban al respeto, incluida la actual portavoz del PP María José Ruiz que fue partícipe directa de los gobiernos del ex alcalde Francisco Tarazona".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies