Sacan a subasta tres coches de alta gama del anterior Consell y llevan a chatarra el Audi de Zaplana

Los coches estaban en desuso y fueron adquiridos por el anterior Consell
GVA
Actualizado 02/03/2017 15:50:24 CET

VALÈNCIA, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Generalitat Valenciana ha sacado este jueves a subasta pública un total de seis vehículos del parque móvil del Consell, tres de ellos de alta gama, utilizados por presidentes y escoltas de la anterior etapa del Gobierno autonómico del Partido Popular. Además, destinará a chatarra el Audi A8 blindado adquirido en 2001 por más de 302.000 euros como vehículo oficial del entonces presidente Eduardo Zaplana, que no arrancaba desde 2015.

Así consta en a licitación que ha publicado este jueves la Conselleria de Hacienda y Modelo Económico en el Diari Oficial de la Generalitat (DOGV), de cara a la subasta del próximo sábado 11 de marzo.

Entre los seis coches figura un Audi A8 adquirido en 2005 por 85.400 euros y que, con casi 554.000 kilómetros, se subasta por un precio de salida de 5.000 euros, junto a un Audi A6 comprado por 74.300 euros en 2006 que cuenta con más de 251.000 kilómetros y se pone a la vetna por 10.000 euros.

El trío de coches de alta gama lo completa un Audi A4 con más de 360.000 kilómetros que se adquirió en 2005 por más de 63.000 euros y que ahora se vende a partir de 4.000. Estos vehículos, que no han sido utilizados por el actual equipo de gobierno, se custodiaban en las instalaciones del parque móvil de la Generalitat.

En las dependencias también se custodia el Audi A8 blindado adquirido en 2001 para ser utilizado como vehículo oficial de Zaplana, con un coste total de 302.055 euros junto al impuesto especial sobre determinados medios de transporte blindado, que ascendió a 31.247 euros.

Este coche, que no arrancaba desde enero de 2015, se destinará a chatarra, ya que los gastos que supondría su reparación superan el precio de tasación para la subasta y no compensaría la venta, según la Generalitat.

Además de estos vehículos se subastarán otros tres: dos Ford Mondeo, uno del año 2003 que se vende a partir de 1.000 euros y otro de 2002 con un precio de salida de 800 euros; así como un Ford Focus del 2003 tasado en 750 euros.

SUBASTA EL 11 DE MARZO

La subasta de los vehículos ha sido convocada por la Conselleria de Hacienda para el próximo sábado 11 marzo, a las 10 horas, en el salón de actos del edificio B de la Ciutat Administrativa 9 d'Octubre de València.

Con anterioridad, entre el lunes 6 y el viernes 10 de marzo, los interesados en comprar los vehículos podrán verlos en la sede del parque móvil de la Generalitat, en horario de mañana de 9 a 14 horas, en la calle dels Gremis, 6, del polígono industrial Vara de Quart de València. Las visitas se harán por grupos de 20 personas si hay una gran afluencia de público.

El pliego de cláusulas administrativas estará a disposición de los interesados hasta el día anterior a la celebración del acto de subasta en la página web del Consell. También podrá solicitarse a través del 012 o de los teléfonos 961 613 322 y 961 613 325 para llamadas desde fuera de la Comunitat, o de forma presencial en la sede de la Conselleria de Hacienda o en las dependencias del parque móvil en horario de 9 a 14 horas.

"PUNTO FINAL A LA OSTENTACIÓN"

Con esta subasta, el Gobierno autonómico pretende poner "punto final a una etapa de fastos y ostentación que se pagaba con el dinero de todos los valencianos", como ha reivindicado la directora general de Sector Público, Modelo Económico y Patrimonio, Empar Martínez

"Ya no habrá más vehículos de gran lujo para altos cargos con un coste desorbitado para las arcas públicas. Nuestra prioridad es la moderación en este tipo de gastos y administrar con responsabilidad los recursos públicos", ha subrayado.

Así, tras la subasta, la renovación de la plantilla de vehículos del parque móvil se llevará a cabo de acuerdo a "criterios claros". "Siguiendo el principio de austeridad, se hará la mínima renovación posible, sólo en los casos realmente necesarios y cuando implique ahorro en costes de mantenimiento y reparación", ha detallado la responsable de Sector Público.

Además, la Generalitat tendrá en cuenta que los vehículos dispongan de las funcionalidades necesarias que requiere su uso, sin que "en ningún caso deban ser de lujo o de altísima gama". Finalmente, priorizará los coches fabricados en la Comunitat.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies