Noriega reivindica que Santiago volvió a la "normalidad" en sus tres años de gobierno

Pleno de Santiago
EUROPA PRESS
Publicado 21/02/2018 20:12:24CET

La oposición le echa en cara "falta de proyecto" y "conformismo" mientras Compostela pasa de "la excelencia" a la "mediocridad"

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

"Hace tres años esta ciudad estaba en shock", así ha resumido el alcalde de Santiago, Martiño Noriega (Compostela Aberta), cómo se encontraba la capital de Galicia al tomar el bastón de mando tras el paso del gobierno del PP con tres alcaldes. Casi tres años después de ganar las elecciones en mayo de 2015, considera que se ha devuelto "la normalidad" a la ciudad.

Durante el debate del estado del municipio -que se celebra por primera vez tras siete años--, el regidor ha hecho balance de su mandato a poco más de un año de las próximas municipales para asegurar que "el objetivo fundamental de devolver la institución a los vecinos, de dotarla de estabilidad y normalidad está conseguido".

Enfrente, se ha encontrado Noriega las críticas de toda la oposición, que le ha echado en cara "falta de proyecto" y "conformismo", en una ciudad que "abandonó la excelencia para situarse en la mediocridad".

En cambio, el alcalde valora que se ha conseguido "recuperar el pulso de la ciudad" y "la confianza en la institución", tras el periodo con el PP de "judicialización de la vida municipal".

Con todo, apunta que en la actualidad "muchos de los circuitos de la casa aún presentan déficits importantes", y ha puesto como ejemplo que "sigue vigente la 'ley Montoro" y la pérdida de autonomía local.

Por todo ello, Martiño Noriega considera que Compostela es "una ciudad que late y recupera el pulso" en la que se ha conseguido "convertir ruidos en silencios" y "representar a la mayoría social".

UNA COMPOSTELA "MÁS SOCIAL"

Al respecto, ha puesto en valor la apuesta por "una Compostela más social", con políticas "al servicio de las personas que más lo necesitaban", con un nuevo contrato de servicio de ayuda en el hogar, aumento de becas de comedor, así como atención a personas sin hogar con equipos de calle.

Aquí, ha identificado "hitos" como la campaña contra la violencia de género de Compostela en Negro, a la que se han adherido 75 ayuntamientos.

También ha valorado la captación de 20 millones de fondos europeos para actuaciones hasta 2020, la aprobación de los presupuestos para 2018, además de "un récord de cifras turísticas", si bien cree necesario "corresponsabilizar" a los visitantes.

A esto se une la "recuperación del latir cultural de la ciudad", la ampliación de sendas verdes y la apuesta por la laicidad, que "fue cuestionada por aquellos que pretendían ser más papistas que el papa".

PROPUESTAS DE FUTURO PARA LA "CIUDAD DESEADA"

La parte final la ha reservado Noriega en su intervención inicial de 47 minutos a hablar de los proyectos de futuro para la "ciudad deseada", que pasa por la creación de empleo, la atención al rural y la obra pública.

Remarca que se captaron tres millones que se dedicarán a generar empleo entre los jóvenes, asegura que se dedicarán "todos" los fondos de la Diputación al "reequilibrio" con su destino al rural, al tiempo que hace una apuesta por la reindustrialización.

En materia de obras se actuará en el barrios como Vite, Restollal y Pontepedriña, al tiempo que seguirá la creación de sendas verdes y huertas urbanas. También confía en que la licitación de la intermodal "sea una realidad a lo largo de este año".

Junto a esto, habrá 150.000 euros para apoyar el sector cultural, más de 100.000 euros para varios eventos "de impacto" en el Multiusos do Sar, así como arreglos en campos de fútbol como los de Conxo y Belvís.

PP CARGA CONTRA UN GOBIERNO "SIN RUMBO"

Por su parte, el portavoz popular, Agustín Hernández, ha cargado contra un gobierno local "instalado en el conformismo", "sin rumbo". Un cuestión que observa en un "discurso lleno de vaguedades" de Noriega en el que "no habló" del Xacobeo, la estación depuradora o la intermodal.

Y es que censura que su gobierno se está "aproximando a los 1.000 días de mandato" y "apenas ofrece avances tangibles". A modo de ejemplo, el popular ha expuesto que "fallaron ustedes a las 18.000 personas que decían que estaban en riesgo de exclusión", pues "únicamente dieron ayudas a 200 personas".

Tras reprochar a Noriega que dedicase la mayor parte de su intervención a hablar del pasado en vez del futuro, Hernández ha arremetido contra el "fiasco" de los comedores escolares y la remunicipalización de la ORA y la grúa, el "fraude" de los presupuestos participativos, junto a un pregón del carnaval "burdo e insultante".

EL PSDEG LAMENTA QUE LA CIUDAD "LLEVA DORMIDA DESDE 2012"

A renglón seguido, Paco Reyes (PSdeG) ha recriminado que Compostela Aberta "no tiene proyecto", "pero también falta gestión" para conseguir una ciudad mejor y afrontar un "importante reto" como el Xacobeo 2021.

Considera que esta ciudad "lleva dormida desde 2012" con los gobiernos del PP y Compostela Aberta, por lo que "necesita ya" acciones "llenas de valentía".

Sobre este extremo, apunta a la falta de acuerdos con la Xunta y Estado y "de liderazgo" del alcalde como causas de esta problemática. Asimismo, lamenta que convirtieron la intermodal "en un simple intercambiador con dos edificios independientes unidos con una pasarela".

EL BNG CRITICA QUE "HAY COSAS NO FUNCIONAN CON NORMALIDAD"

La intervención de Rubén Cela (BNG) la ha arrancado con una crítica por que este debate del estado del municipio no se haya celebrado en los últimos siete años, lo que tilda de "atraco en términos democráticos".

Cela ha expuesto que "de relato va bien este gobierno" pero identifica "el problema" con la práctica política, pues "hay cosas que no funcionan con normalidad en este ayuntamiento" como "la política de contratación de servicios".

También ha señalado deficiencias del gobierno como que "se hicieron rematadamente mal" cuestiones como la gestión en la nueva depuradora. Y es que "este gobierno, con todas sus deficiencias, es mejor que el anterior gobierno del PP, que tampoco quiere decir mucho".

CIERRE DEL ALCALDE

El turno de cierre lo ha usado el alcalde para replicar la visión "catastrofista" del PP, "asentado en el blanco y negro", que "vive asentado en la desmemoria".

"Parece que se presentó por Cuspedriños del Norte (*) y que no fue alcalde por el PP", le ha espetado Noriega a Agustín Hernández. Por ello, le ha dado el "consejo" de que "el PP le debe una disculpa a la ciudad por lo que aconteció en la anterior legislatura".

Finalmente, ha reconocido que el PSdeG y BNG haya facilitado la aprobación de presupuestos estos años y que Compostela Aberta tomase el bastón de mando, pero cree que en su momento se perdió "una oportunidad magnífica" de que no se llegase a un gobierno más amplio para conseguir mayores acuerdos.

APROBACIÓN DEFINITIVA DEL PRESUPUESTO

Antes de la sesión plenaria del estado del municipio ha habido otro pleno para ratificar los presupuestos para 2018 se ha iniciado con una queja del personal del Ayuntamiento. Así, Xavier Picón ha expuesto las alegaciones de la CIG a las cuentas y ha reclamado que gobierno local haga una reestructuración de crédito en el presupuesto para dedicar fondos específicos para la carrera profesional.

Esta reclamación de los trabajadores ha encontrado el apoyo de los grupos del PSdeG y BNG, que considera que la negativa del ayuntamiento se debe a "criterios políticos" y no técnicos. Sin embargo, las alegaciones de la CIG han sido rechazadas al abstenerse el PP y ser mayoritario el voto negativo de Compostela Aberta.

Posteriormente, se han aprobado de forma definitiva los presupuestos del Ayuntamiento para 2018, con los mismos votos que hace unos días cuando se dio luz verde de forma inicial. Así, Compostela Aberta ha votado a favor, mientras PSdeG y BNG se han abstenido, y el PP ha votado en contra.