Porto y Basterra borraron los 'whatsapps' del día de la muerte de Asunta y de la víspera

 

Porto y Basterra borraron los 'whatsapps' del día de la muerte de Asunta y de la víspera

Rosario Porto en el juicio de Asunta
EUROPA PRESS
Actualizado 06/10/2015 19:08:14 CET

Más de 540.000 archivos fueron eliminados del portátil del padre de la niña, según el resultado de su examen

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 6 Oct. (EUROPA PRESS) -

   La hipótesis de la Guardia Civil es que los mensajes enviados los días 20 y 21 de septiembre de 2013 a través de la aplicación móvil 'Whatsapp' por los teléfonos de Rosario Porto y Alfonso Basterra fueron borrados, pero no fue posible recuperarlos.

   Así lo ha revelado el agente que se encargó, durante "meses", del estudio del material volcado de los teléfonos y ordenadores de los acusados, los padres de Asunta, la niña que fue localizada sin vida en circunstancias violentas hace ya más de dos años en una pista forestal de Teo (A Coruña).

   En el juicio que trata de esclarecer el crimen, este guardia civil también ha dado a conocer que fueron eliminados los listados de las llamadas salientes y entrantes del móvil de Porto hasta las 23,00 horas de la jornada de la muerte de la menor.

   Por el contrario, el 'software' que adquirió la Benemérita a tales efectos sí permitió recuperar mensajes borrados del teléfono de la menor.

BÚSQUEDA EN 'GOOGLE'

    De acuerdo con este funcionario, el estudio del teléfono de Rosario Porto dio a conocer una búsqueda realizada en 'Google' el día de la muerte de Asunta, ese 21 de septiembre, a las 21,27 horas.

    En concreto, la pesquisa en el buscador era relativa a Antonio Muñoz Molina, extremo que la acusada aseguró no recordar o no haber hecho cuando fue interrogada por el fiscal del caso, Jorge Fernández de Aránguiz.

   A continuación, el fiscal ha interrogado al testigo sobre otros 'whatsapps', correspondientes algunos a grupos en los que estaba la niña con compañeras de clase.

LOS 'SELFIES' EN EL TANATORIO

   Justo después, Aránguiz ha hecho referencia a los 'selfies' --autofotos-- que Porto y Basterra se hicieron en el tanatorio de la niña, y que no están incluidos en el sumario de la causa. "La finalidad es que los jurados se formen su propia opinión respecto de esta manera de actuar", ha explicado el representante del Ministerio Público.

   La abogada de Basterra, Belén Hospido, ha pedido que no se mostrasen las imágenes y el fiscal ha insistido, a las cuestiones del presidente del tribunal, Jorge Cid, en que lo que pretendía es que lo viesen los miembros del jurado "para que se formen su idea ellos". Finalmente, estas fotografías no han sido exhibidas en la sala.

PORTÁTIL DE BASTERRA

   En su exposición, el guardia civil que examinó los dispositivos móviles ha relatado cómo en un primer registro del piso del acusado no se buscaba el portátil de Basterra, pero a él, personalmente, le extrañó no ver ninguno en el piso de este.

   Cuando más tarde sí se dio con él, ha llamado la atención sobre el hecho de que apareció en un lugar de la vivienda que no había mirado pero justo al lado de una "bolsa de viaje" con ropa que el padre de Asunta había llevado a la prisión.

"UN MONTÓN DE CONTENIDO ELIMINADO"

   Del estudio del ordenador de Basterra, ha informado de que no se pude saber si se había "cambiado el disco duro". En cuanto al contenido, ha hablado de "un montón de contenido eliminado", de "todo tipo" de carácter, y los ha cifrado en más de 540.000 archivos.

   Acerca de si, efectivamente, alguien con amplios conocimientos informáticos suprimió contenido sin dejar rastro, este guardia ha respondido al abogado de Porto, José Luis Gutiérrez Aranguren, que no puede afirmar esto.

"CUIDADO CON LO QUE DICE"

   Por su parte, Hospido ha hecho alusión a la conclusión de un informe relativa a que el portátil no había sido operado desde el 20 de septiembre. "Los de Madrid nunca concluyeron", ha alegado el guardia civil, antes de defender que su tarea fue "comprobar si había habido alguna manipulación" en el ordenador.

   Además, la letrada que representa a Alfonso Basterra ha pedido incluir un oficio con el que intenta contradecir la afirmación del agente de que no se pudo comprobar si el disco duro de fábrica había sido cambiado.

   "¿Eso lo firmó usted?", le ha espetado la abogada al testigo, que ha respondido afirmativamente. Por este motivo, elle le ha instado a que tenga "cuidado" con lo que dice y cómo lo sostiene, por las impresiones que genera. "Perdón por que sea tan vehemente", se ha terminado excusando Belén Hospido.

FOTOGRAFÍAS "EXTRAÑAS"

   La defensa del padre de Asunta también ha interrogado a este testigo por imágenes de la menor, las cuales al agente le parecieron "extrañas".

   No obstante, la abogada le he reprochado no haber incorporado a su informe otras fotografías en las que la niña aparecía disfrazada.

   En este punto, el fiscal ha solicitado un nuevo turno de palabra para traer a colación las imágenes de páginas web de contenido sexual encontradas en el móvil de la niña.

VÍDEOS DOS DÍAS DESPUÉS

   Previamente a este agente han declarado otros dos guardias civiles, que se encargaron de realizar una simulación del paseo por la pista forestal en la que se halló el cadáver dos días después, acompañados del vecino que aseguró no ver el cuerpo.

   Estos agentes grabaron varios vídeos con una cámara 'reflex' "normal", según ha declarado, y únicamente apoyados en la escasa luz que aportaba una linterna de reducidas dimensiones que, según el testimonio del hombre, fue con la que se desplazó aquella noche.

   Este martes ya son 10 los agentes de la Guardia Civil que han comparecido en los juzgados de Santiago, en una sesión que se prolonga desde antes de las 10,00 horas. Para última hora está prevista la intervención de la madrina de Asunta.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies