El Consell de Ibiza exige al Govern un decreto de medidas urgentes por la emergencia habitacional

Publicado 17/03/2017 16:11:57CET

IBIZA, 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Consell de Ibiza ha remitido una carta a la presidenta del Govern, Francina Armengol, solicitando la aprobación de un decreto de emergencia habitacional para garantizar el acceso a la vivienda y paliar la situación de crisis residencial que sufre la isla.

En la misiva se argumenta que la falta de alquileres a precios asequibles para los ciudadanos ha adquirido unas "dimensiones intolerables" para las instituciones.

También se recuerda que cada día "más y más familias se ven desahuciadas del alquiler y deben acudir a los servicios sociales de los ayuntamientos y al Consell pidiendo auxilio".

Asimismo, el Consell destaca que el problema provoca que sectores como el personal sanitario, de juzgados o policial y todo tipo de funcionarios no encuentren alquileres en Ibiza.

En relación al sector turístico asegura que no se encuentra personal de temporada porque "el exorbitante precio de los alquileres hace que su estancia sea imposible".

"La situación ha llegado a un punto en el que personas con trabajo e ingresos no encuentran casa para vivir. Cada vez más personas se ven obligadas a dormir en infraviviendas, en pisos-patera, en coches o tiendas de campaña", ha explicado la consellera de Vivienda, Viviana de Sans, quien ha señalado que "el Govern es la institución que tiene las competencias en materia de Vivienda y resulta imprescindible que adopte medidas de urgencia para solucionar un gravísimo problema social".

Así, el Consell ha propuesto al Govern que dote de manera urgente a la oficina del Ibavi de Ibiza de un servicio de asesoramiento y acompañamiento jurídico.

Además, piden que traslade a la isla a técnicos del Ibavi para actualizar el estado de sus viviendas en régimen de alquiler social, 73 en total, así como las que están en régimen de propiedad de VPO, recuperando las que sean usadas de manera irregular.

Igualmente, el Consell exige que desde el Ibavi se preste un servicio de alquiler para garantizar derechos a propietarios y arrendatarios y que se celebre una nueva reunión con la SAREB para exigir la cesión al Ibavi de las 21 viviendas que tienen en Ibiza.

Entre las peticiones, también destaca el uso de una parte del Fondo de Contingencia del presupuesto del Govern para adquirir inmuebles de segunda mano e incrementar así la bolsa de vivienda social en Ibiza.

El Consell pide además, entre otras cosas, la elaboración de un índice de precios de alquiler de referencia por zonas en Ibiza y que se suspenda la aprobación de licencias en suelo rústico para frenar que más viviendas acaben en el mercado turístico.

"Vivir en Ibiza no debe convertirse en una misión imposible. Es necesario empezar a adoptar medidas de manera urgente. Tomar estas medidas es un deber para frenar un problema social que no para de crecer y que se está convirtiendo en un auténtico drama social para las personas más vulnerables económicamente", ha dicho De Sans.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies