Más de 100 personas participan en la primera sesión de las Jornadas Stop Racismo

Jornadas stop racismo
AYUNTAMIENTO DE PALMA
Publicado 20/03/2018 14:02:48CET

Cáritas presenta los resultados de un estudio sobre venta ambulante no regulada que serán la base del futuro Mapa de Oportunidades

PALMA DE MALLORCA, 20 Mar. (EUROPA PRESS) -

Más de 100 personas han participado este martes en la primera sesión de las II Jornadas Stop Racismo que se ha celebrado en el Centro Flassaders (Palma) y que organiza el Área de Igualdad, Juventud y Derechos Cívicos.

Concretamente, se han realizado dos mesas redondas para tratar la islamofobia con perspectiva de género desde las experiencias y vivencias cercanas de mujeres, y las comunidades gitanas, haciendo especial mención a la necesidad de desmontar los prejuicios, según ha explicado el Ayuntamiento de Palma en un comunicado.

En esta línea, el regidor de Igualdad, Aligi Molina, ha valorado las jornadas y ha destacado "la estructura en la que han podido participar entidades sociales, profesionales técnicas y también testigos en primera persona para tener una visión integral de la islamofobia con perspectiva de género o la realidad de las comunidades gitanas, entre otros temas".

Por otro lado, Cáritas ha presentado los resultados del estudio sobre venta ambulante no regulada que ha elaborado a petición de la Regiduría de Igualdad. El documento es una aproximación a la situación de las personas que se dedican a la venta ambulante no regulada y que será la base del futuro Mapa de Oportunidades que elaborará la concejalía.

En este sentido, Molina ha manifestado que "este texto confirma la complejidad del tema por la diversidad de perfiles y la urgencia de atender las necesidades del colectivo que quiere normalizar su situación laboral", por ello, ha añadido, que se debe "detener la criminalización de los vendedores y trabajador desde un perfil social para que tengan oportunidades de dedicarse a otras actividades económicas".

El objetivo de la encuesta llevada a cabo por Cáritas era detectar hasta qué punto las personas que se dedican a la venta ambulante no regulada se encuentran en una situación de vulnerabilidad y, desde el punto de vista práctico, tener criterios de actuación para ofrecer recursos que puedan mejorar sus condiciones de vida. Para su redacción, se entrevistaron a 139 personas de Senegal del 1 de agosto al 2 de noviembre de 2017, adaptándose el calendario las fechas de más actividad.

DATOS ENCUESTADOS

De la encuesta se ha extraído, entre otros datos, que las personas que se dedican a esta actividad conocen que no está permitida legalmente en Palma, por tanto, perseguida policialmente. De todos modos, la realizan hombres procedentes mayoritariamente de Senegal.

La situación de irregularidad administrativa, que en el mejor de los casos se mantiene desde la llegada hasta los tres años, cuando pueden acceder a los permisos pertinentes, es uno de los factores más decisivos para dedicarse a la venta ante la necesidad de cubrir sus necesidades básicas y ayudar a los familiares que han dejado en su país de origen, según ha explicado el Consistorio.

Además, el 68,1 por ciento de los encuestados se encuentra en situación administrativa irregular. El motivo de dicha irregularidad se debe en un 94,6 por ciento a no haber conseguido nunca los permisos pertinentes.

Asimismo, casi el 90 por ciento tiene el pasaporte en vigor y un 10 por ciento no lo tiene, una situación que "agrava la vulnerabilidad, ya que se trata de un documento imprescindible", han manifestado desde Cort.

Entre otros aspectos, se ha podido constatar la diversidad de niveles de estudios. Así, un 46 por ciento son analfabetos, un 36 por ciento tienen estudios elementales y un 17 por ciento cuentan con estudios superiores.

Por último, el estudio ha destacado que las personas entrevistadas tienen muchas esperanzas en que su situación de futuro mejore.