El CICR denuncia que la Media Luna Roja turca carece de "credibilidad" para ayudar a los kurdos en Afrin

Peter Maurer en Ghuta Oriental, Siria
REUTERS / BASSAM KHABIEH - Archivo
Actualizado 19/03/2018 13:49:22 CET

Subraya que los kurdos tienen derecho a recibir ayuda de una organización "neutral" y a decidir si se quedan o no

GINEBRA, 19 Mar. (Reuters/EP) -

El presidente del Comité Internacional de Cruz Roja (CICR), Peter Maurer, ha denunciado que la Media Luna Roja turca carece de "credibilidad" para atender a la población kurda siria en la región de Afrin, arrebatada por las fuerzas militares turcas a las milicias kurdas sirias Unidades de Protección Popular (YPG).

"La credibilidad de la Media Luna Roja turca trabajando en Afrin con la población kurda se aproxima a cero", ha asegurado Maurer, en declaraciones a la prensa en Ginebra tras regresar de un viaje de trabajo de dos semanas en Siria.

Maurer ha pedido que se garantice al CICR un mayor acceso para ayudar a la población civil en Afrin, donde las fuerzas militares turcas, apoyadas por los milicianos del Ejército Libre Sirio (ELS) han logrado hacerse con el control de la capital de la región.

Maurer ha dicho que el CICR está ayudando a algunos de los miles de desplazados que han abandonado Afrin para trasladarse a Alepo pero ha dejado claro que necesita tener un acceso con normalidad a Afrin, donde los civiles tienen derecho a recibir ayuda de una organización neutral e imparcial y tienen derecho a decidirse si se quedan o se van.

Las Fuerzas Armadas turcas mantienen desde el 20 de enero una operación en la región de Afrin con el objetivo de expulsar de la zona a los milicianos de las YPG, un grupo al que el Gobierno de Ankara considera vinculado con el Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK).

Las fuerzas de seguridad turcas llevan décadas combatiendo contra los milicianos del PKK en el sureste de Turquía, en el marco de un conflicto que se ha cobrado la vida de unas 40.000 personas.