El Ejército de EEUU desmiente a los oficiales afganos y asegura que los militares están heridos

Actualizado 17/06/2017 17:52:03 CET

KABUL, 17 (Reuters/EP)

Cuatro militares estadounidenses han resultado heridos en un presunto ataque a traición de un efectivo de las fuerzas de seguridad afganas en la provincia de Balj, en el norte de Afganistán, según han indicado oficiales de Estados Unidos, después de que funcionarios afganos les dieran por muertos.

El responsable de los disparos ha muerto a tiros, han confirmado tanto las fuerzas estadounidenses como las afganas.

El incidente ha ocurrido dentro de la base militar Camp Shaheen, en la provincia de Balj, cuando al menos un soldado afgano ha abierto fuego contra los militares estadounidenses, según fuentes oficiales.

Al poco del desmentido estadounidense, un portavoz del Ejército afgano, Abdul Qahar Aram, ha confirmado a la cadena Tolo News que los cuatro militares han resultado, en efecto, heridos. Su función era la de entrenar a los soldados afganos y han sido trasladados a un hospital con pronóstico reservado.

Este ataque es considerado como un asalto 'green on blue', expresión utilizada para designar a los ataques de policías o militares afganos que vuelven sus armas contra soldados de la coalición internacional, un tipo de ataques relativamente frecuentes a pesar de las medidas de seguridad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies