Denuncian que están ordenando votar para incrementar la participación en las presidenciales rusas

Selfi en un colegio electoral ruso en Stavropol
REUTERS / EDUARD KORNIYENKO
Publicado 18/03/2018 14:25:17CET

GRIAZI (RUSIA), 18 Mar. (Reuters/EP) -

Un colaborador del político opositor ruso Alexei Navalni, Ivan Zhdanov, ha denunciado que están ordenando a los votantes participar en las elecciones presidenciales de este domingo para evitar así que una baja participación empañe la más que segura victoria de Vladimir Putin.

Además han denunciado que empresarios están fletando autobuses para trasladar a los votantes a los colegios electorales. "Podríamos llamarlas las 'elecciones del autobús'", ha afirmado Zhdanov. "Ha organizaciones que están trayendo a una gran cantidad de personas en autobuses", ha asegurado.

Las autoridades rusas reconocen en privado que hay votantes que no están motivados ante estos comicios porque dan por segura la victoria de Putin, sin embargo, descartan cualquier posible fraude. La directora de la Comisión Electoral Central de la Federación Rusa, Ella Pamfilova, ha asegurado que quienes denuncian fraude están en contra de Rusia.

Corresponsables de Reuters presentes en varios puntos de Rusia han recavado testimonios de personas que aseguran que sus jefes o supervisores académicos les han dicho que vayan a votar y muchos se toman fotografías votando porque las necesitan como prueba.

En concreto, corresponsales de Reuters relatan el caso de Natalia Lobzhanidze, directora de la Escuela 3 de Ust-Djeguta, en la región de Karachayevo-Cherkesia y presidenta de una mesa electora que asegura que una chica se hizo una fotografía porque sus jefes le pidieron que se la enseñara después.

También han recogido la historia de un hombre de 25 años que votó en Gryazi, al sur de Moscú: "En el trabajo nos obligaban a venir a votar, hacernos fotos y todo lo demás", ha explicado. En Ust-Djeguta dos estudiantes de 18 años han votado porque su profesor les obliga.

En esa misma localidad un grupo de mujeres llegó al colegio electoral en un autobús con el nombre de una escuela infantil en su lateral y no quisieron contestar si les habían enviado a votar.

En Simferopol, en la Crimea ucraniana ocupada por Rusia, una pareja con hijos se hizo una foto votando y al ser interrogada al respecto la mujer contestó que trabajaba en una escuela infantil. "Lo necesito para trabajar", ha explicado.

Y en Zelenodolsk, a unos 800 kilómetros al este de Moscú, cinco personas se han fotografiado votando. "Es un informe fotográfico para nuestros jefes", han indicado.