Ecuador aboga por la "reinvención" de la OEA tras la fallida cumbre sobre Venezuela

 

Ecuador aboga por la "reinvención" de la OEA tras la fallida cumbre sobre Venezuela

OEA
GOBIERNO DE MÉXICO
Publicado 23/06/2017 20:45:09CET

QUITO, 23 Jun. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Exteriores de Ecuador, María Fernanda Espinosa, ha abogado este viernes por la "reinvención" de la Organización de Estados Americanos (OEA), después de que sus países miembro hayan sido incapaces de consensuar una posición sobre la crisis política en Venezuela durante la Asamblea General que se ha celebrado esta semana en Cancún.

"A momentos parecería que la OEA tiene que pasar por un momento de reflexión, de reinvención, y pensar qué es lo que el hemisferio necesita en este momento, cuáles son sus prioridades", ha dicho en un encuentro con los medios de comunicación que ha tenido a su regreso del balneario mexicano, según informa ANDES.

Espinosa ha considerado necesario llevar a cabo "un proceso de reingeniería del sistema" para que la OEA "pueda responder a la situación actual de la región", si bien al mismo tiempo ha admitido que "es necesario revisar las agendas (nacionales), refrescarlas" para determinar de nuevo los objetivos como bloque.

La jefa de la diplomacia ecuatoriana ha lamentado en concreto que en la cita de Cancún no hubo espacio para cuestiones regionales porque el caso venezolano "prácticamente invadió toda la agenda". "Además, desde una perspectiva y de una orientación que dio los resultados que dio", ha criticado.

Los países de la OEA han intentado pactar una declaración conjunta sobre Venezuela pero han sido incapaces porque "realmente había dos posiciones". Una, defendida por sus aliados regionales, que apostaba por no interferir en los asuntos internos y otra de corte "injerencista", en palabras del Gobierno de Nicolás Maduro.

La falta de consenso en torno a Caracas ha sido interpretada por Maduro como una "tremenda victoria". "Si algún día llegaran por la presión a sacar alguna resolución, nos rebelaríamos y los enfrentaríamos en todas sus formas", dijo el jueves por la noche desde el Palacio de Miraflores.

"Venezuela no va a reconocer de ninguna manera nada que salga de OEA", recalcó. El Gobierno de Maduro anunció el pasado mes de abril su retirada de la organización regional, pero no se hará efectiva hasta dentro de dos años, durante los cuales sigue siendo miembro de pleno derecho, con todas las ventajas y obligaciones.

CRISIS VENEZOLANA

La tensión política en Venezuela alcanzó un nuevo pico el pasado marzo, cuando el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) despojó de sus poderes a la Asamblea Nacional --controlada por la oposición desde 2016-- y dejó sin inmunidad parlamentaria a los diputados.

El Gobierno de Maduro ordenó dar marcha atrás en ambas decisiones, algo que el TSJ cumplió, pero la oposición y la Organización de Estados Americanos consideran que se ha producido una "ruptura del orden constitucional" que requiere elecciones anticipadas.

Desde entonces, la Mesa de Unidad Democrática (MUD) no ha dejado de convocar manifestaciones multitudinarias que han acabado en duros enfrentamientos con las fuerzas de seguridad. Tanto el Gobierno como la MUD se han acusado mutuamente de alentar la violencia, que ha dejado 75 muertos.

Maduro ha convocado una Asamblea Constituyente por considerar que es la única forma de devolver la paz a Venezuela. La MUD, por su parte, ha denunciado que de esta manera el 'chavismo' pretende consumar el "autogolpe" que comenzó con las polémicas sentencias del TSJ.

La Asamblea Constituyente estará formada por 500 "ciudadanos" que serán elegidos el próximo 30 de julio "a través del voto universal, directo y secreto", de los cuales la mitad, 250, saldrán de sectores de marcado corte oficialista, según ha detallado Maduro.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies