May se reunirá el jueves con los líderes de los principales partidos norirlandeses para destrabar la crisis

 

May se reunirá el jueves con los líderes de los principales partidos norirlandeses para destrabar la crisis

Contador
Publicado 14/06/2017 22:44:24CET

BELFAST, 14 Jun. (Reuters/EP) -

La primera ministra de Reino Unido, Theresa May, se reunirá este jueves con los principales partidos políticos de Irlanda del Norte para intentar facilitar un acuerdo que evite la intervención del Gobierno central con el fin de garantizar el funcionamiento de la administración norirlandesa, amenazado por la crisis postelectoral.

May se ha reunido estos días con la líder del Partido Democrático Unionista (DUP), Arlene Foster, para garantizar el apoyo de sus diez diputados, clave para formar un gobierno en minoría al que se ha visto abocada por los malos resultados cosechados en las elecciones generales del 8 de junio, en las que los conservadores perdieron la mayoría absoluta.

El partido republicano Sinn Féin ha expresado su preocupación por la alianza entre el Partido Conservador y el DUP a nivel nacional, que teme que pueda impactar en la crisis política en Irlanda del Norte, donde las dos formaciones locales han sido incapaces de llegar a un acuerdo para formar el ejecutivo regional.

El Sinn Féin, que obtuvo siete escaños en Westminster pero, como es habitual, ha renunciado a ellos, ha advertido en contra de posibles concesiones al DUP a cambio de su respaldo a May. "Es imperativo que los dos gobiernos cumplan con la palabra, el espíritu y la implementación de los Acuerdos de Viernes Santo", ha dicho su jefa, Michelle O'Neill.

El Partido Laborista y Social Demócrata, los Unionistas del Úlster y la Alianza --que no lograron representación en el Parlamento británico-- también se encontrarán con May este jueves, según ha informado Downing Street.

CRISIS EN IRLANDA DEL NORTE

La coalición de gobierno que imponen los Acuerdos de Viernes Santo de 1998 colapsó en enero cuando el líder del Sinn Féin Martin McGuinness, que falleció semanas después, dimitió en señal de protesta por la reforma energética impulsada por el DUP. Ello obligó a unas elecciones anticipadas en marzo que ganaron los unionistas.

Los dos partidos, que tuvieron una diferencia de apenas 1.000 votos, no han logrado pactar un nuevo gobierno, principalmente, porque el Sinn Féin no quiere que Foster sea la primera ministra hasta que concluyan las investigaciones de corrupción en su contra.

En este contexto, Londres extendió la semana pasada el plazo máximo para la formación de gobierno hasta el 18 abril. "La legislación es muy clara: si no hay acuerdo tendremos que repetir elecciones" ha dicho el legislador republicano Conor Murphy.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies