Casi 1.700 alumnos, la mayoría de Primaria y Secundaria, tienen déficit de atención e hiperactividad

Alumno Con TDAH
ISTOCK - Archivo
Publicado 19/08/2018 10:59:56CET

MURCIA, 19 Ago. (EUROPA PRESS) -

Un total de 1.695 alumnos de enseñanzas no universitarias están identificados como alumnos con Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (o sin ella), de los que la mayoría están en Primaria (765) o Secundaria (631). En Infantil hay escolarizados 15 niños con estas características, 113 en Bachillerato y 171 en Formación Profesional.

La Región de Murcia lidera la atención de este tipo de alumnado con más recursos y con el equipo específico de orientación que se creó en 2015, teniendo en cuenta que es pionera ya que no existe en otras comunidades. Además, se realizan planes individualizados de trabajo para atender estos alumnos.

Así lo ha manifestado en declaraciones a Europa Press la directora general de Atención a la Diversidad y Calidad Educativa, Esperanza Moreno, que resalta que los alumnos que presentan TDAH "requieren de un refuerzo en su autoestima, para que, de este modo, sean capaces de superarlas y poder llegar a finalizar su vida académica con éxito". Y es que, señala, ésta "es una de las cuestiones primordiales que deben trabajar tanto los centros educativos, como las familias".

De acuerdo con la legislación vigente, el alumnado con Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad representa una categoría propia dentro del alumnado con necesidad específica de apoyo educativo, una categoría distinta del alumnado con necesidades educativas especiales (discapacidad o trastorno grave de conducta) y del alumnado con dificultades específicas de aprendizaje (dislexia o discalculia, entre otras cosas).

Por ello, requieren una atención diferente a la ordinaria que les permita el máximo desarrollo posible de sus capacidades personales y, en todo caso, los objetivos establecidos con carácter general para todo el alumnado.

Las administración educativa identifica tempranamente las necesidades educativas específicas de estos alumnos e inicia su atención integral desde el mismo momento en que dicha necesidad es identificada.

A tal efecto, desde hace años la administración educativa sigue el 'Protocolo de coordinación de actuaciones educativas y sanitarias en la detección, diagnóstico y seguimiento del trastorno por déficit de atención e hiperactividad TDA-H', publicado en 2008 y revisado en 2012, que ordena las actuaciones de los servicios de orientación educativa, salud mental infanto-juvenil o neuropediatría, entre otros, esenciales para facilitar a los centros educativos la mejora de la respuesta educativa que se da a este alumnado y a sus familias.

Para alcanzar este objetivo, la administración educativa dispone del profesorado de las especialidades correspondientes y de profesionales cualificados, destacando los que forman el Equipo de Orientación Educativa y Psicopedagógica específico de Dificultades de Aprendizaje y TDAH, que, desde su creación en 2015, ofrece asesoramiento y recursos al profesorado, al alumnado y a las familias.

Asimismo, dentro del catálogo de medidas establecidas en la Normativa Regional por la que se regula el Plan de Atención a la Diversidad de los centros públicos y privados concertados, se considerarán las siguientes medidas ordinarias: la adecuación de los elementos del currículo a las características y necesidades del alumnado; la graduación de las actividades; el refuerzo y apoyo curricular de contenidos trabajos en clase, especialmente en las materias de carácter instrumental; el apoyo ordinario; los desdobles y agrupamientos flexibles por grupos; y la inclusión de las nuevas tecnologías de la información para superar o compensar las dificultades de aprendizaje.

La respuesta educativa a este alumnado pasa por la elaboración de Planes de Trabajo Individualizado, en los que se debe recoger las adaptaciones necesarias para que este alumnado alcance el máximo desarrollo posible de sus capacidades.

Las medidas y orientaciones necesarias para la elaboración de estos planes y para el logro de este objetivos están contenidas en la normativa específica desarrollada por la Consejería de Educación.

Asimismo, la Consejería de Educación promueve la formación del profesorado y de otros profesionales relacionada con el tratamiento del alumnado con TDAH. En este ámbito, durante el curso 2017-2108, el Plan de Formación del Centro de Profesores y Recursos de la Región de Murcia ha incluido cuatro actividades con el TDAH como contenido formativo.

Igualmente, la Consejería de Educación colabora con otras administraciones o entidades públicas o privadas sin ánimo de lucro, instituciones o asociaciones, para facilitar la escolarización y una mejor incorporación de este alumnado al centro educativo.

Cabe destacar la colaboración con el MECD en la tramitación de las solicitudes de becas de las que son destinatarios los alumnos con TDAH y la colaboración a través de convenio con la asociación ADAHI.