Dirigentes socialistas creen que el PSC está haciendo lo mismo que Puigdemont: un desafío de una parte al todo

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Dirigentes socialistas creen que el PSC está haciendo lo mismo que Puigdemont: un desafío de una parte al todo

Actualizado 25/10/2016 16:22:03 CET

Alegan que convocar el Consejo Nacional del PSC para cambiar una decisión del Comité Federal es revisar 'de facto' los acuerdos con PSOE

MADRID, 25 Oct. (EUROPA PRESS) -

La decisión del PSC de convocar esta tarde a su Consejo Nacional para cambiar una decisión adoptada por el Comité Federal del PSOE el pasado sábado, el máximo órgano entre congresos, es vista por algunos dirigentes socialistas, consultados por Europa Press, como un "choque de trenes" entre "dos legitimidades". Algunos consideran que el PSC está haciendo lo mismo que Puigdemont, el "desafío de una parte al todo".

El primer secretario del PSC, Miquel Iceta, ha dicho en todo momento que los 7 diputados de la federación catalana votarán "no" a Mariano Rajoy en la investidura y no ha cambiado esta posición aún después de la votación que se produjo el sábado pasado en el Comité Federal del PSOE, donde la abstención ganó por 139 votos frente a 96.

Una decisión política del PSOE, adoptada tras una votación, que el PSC enfrentará hoy a la decisión final que adopte su Consejo Nacional, convocado para esta tarde, y en el que se prevé que se ratifique votar "no" al PP.

La postura del PSC ya había venido provocando gran enfado entre los críticos con Pedro Sánchez por su anunciada decisión de que no respetarían la decisión del Comité Federal si ésta era la de abstenerse en la investidura de Mariano Rajoy.

Ahora, una vez que se ha producido la votación, numerosos dirigentes socialistas creen que, tras haber participado en la deliberación y votado, el PSC debe atenerse a las "reglas de la democracia" como "todo el mundo" y acatar la decisión de la mayoría.

Pero esta convocatoria del Consejo Nacional del PSC ha recalentado los ánimos, ya que se reúne para cambiar una decisión del Comité Federal. Por ello, la reunión de esta tarde es interpretada por algunos dirigentes socialistas como una "salida de facto" del protocolo de relaciones firmado con el PSOE. "Son ellos los que están rompiendo a pesar de que digan que no quieren romper", exclamaba uno de los consultados.

CHOQUE DE LEGITIMIDADES

Estos dirigentes consideran que el PSC está provocando un "choque de legitimidades, un choque institucional" que incluso comparan con la actuación del presidente catalán Carles Puigdemont con el Estado: "Es un desafío de una parte al todo", exclaman.

Añaden, en este sentido, que están avanzando en la ruptura aunque digan que no la quieren y argumentan que quien ha buscado siempre el entendimiento y ha hecho hasta ahora los "esfuerzos ingentes" para no romper los acuerdos ha sido el PSOE, sobre todo, recuerdan teniendo en cuenta la defensa del "derecho a decidir" que tenía el PSC en su hoja de ruta y que obligó al PSOE a hacer todo tipo de equilibrios.

Por ello, algunos de los consultados por Europa Press aseguran que no ven otra salida que revisar los acuerdos con la federación catalana, y culpan al PSC de ser ellos quienes están "cambiando las reglas del juego" con su actuación porque fueron a "votar al Comité Federal" y luego "no se sienten vinculados con la decisión", sino que quieren "autonomía parlamentaria".

Unos acuerdos que, muchos comparten, son muy desiguales para el PSOE y el PSC, ya que éste último puede participar en la toma de decisiones de la dirección federal, mientras que el PSOE no puede participar en las deliberaciones y votaciones del PSC.

Algunos incluso lo han dicho públicamente, como el expresidente de Castilla La Mancha José María Barreda, esta misma mañana, quien cree que se debe "revisar" la relación PSOE-PSC porque es "muy asimétrica". El diputado castellano manchego ha argumentado que los socialistas catalanes "tienen todos los derechos" respecto al PSOE pero "ninguna de las obligaciones" y ha defendido que debería ser "mas igualitario".

No obstante, la mayoría de las fuentes consultadas no consideran que esa ruptura tenga que significar que el PSOE empiece de cero en Cataluña y cree allí su propia federación al margen del PSC.

Pero sí consideran que se debe tener una relación "distinta" de la que han mantenido hasta la actualidad y si el PSOE no puede participar en las decisiones del PSC, que éste tampoco pueda hacerlo en las del PSOE.

La postura del PSC ha provocado también que estén surgiendo voces que cuestionen la hoja de ruta que ha mantenido hasta ahora. Ayer era el expresidente extremeño, Juan Carlos Rodríguez Ibarra quien aseguraba que el PSC "está bajando en votos constantemente en Cataluña" y está haciendo "perder votos" al PSOE "en el resto de España".

Y hoy ha sido el eurodiputado, exministro y exsecretario de Organización del PSOE, José Blanco, quien ha cuestionado que la hoja de ruta del PSC sea la mejor "para ser un partido mayoritario y hegemónico en Cataluña y en España". "Yo tengo la percepción contraria", ha dicho para recalcar que la federación catalana se está convirtiendo en una fuerza "muy debilitada". En su opinión, el PSOE tiene que hacer esa reflexión y no seguir en una huida hacia adelante.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies