La falta de Gobierno tumba los esfuerzos de festejar el XXV de las Cumbres Iberoamericanas

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

La falta de Gobierno tumba los esfuerzos de festejar el XXV de las Cumbres Iberoamericanas

FELIPE VI EN EL ALMUERZO
ANTONIO GUTIERREZ HERGUEDAS
Publicado 09/10/2016 13:15:00CET

MADRID, 9 Oct. (EUROPA PRESS) -

La prolongación de la interinidad del Gobierno ha dado al traste con los planes que se manejaban para reunir en España por estas fechas a una buena representación de mandatarios iberoamericanos para festejar el XXV de las Cumbres Iberoamericanas, han informado a Europa Press fuentes diplomáticas.

Aunque se llegaron a desplegar esfuerzos en este sentido, ha resultado extremadamente difícil convencer a los mandatarios iberoamericanos de viajar a España apenas unas semanas antes de la cita que tienen los días 28 y 29 de octubre en Cartagena de Indias (Colombia), para la celebración de la Cumbre Iberoamericana 2016, la primera que se realiza desde 2014, cuando se decidió pasar a una periodicidad bienal, en lugar de anual.

El motivo fundamental ha sido la prolongación de la interinidad del Gobierno, pues en estas circunstancias carece de interés para el país visitante entrevistarse con un Gobierno que tiene su capacidad de actuación muy limitada, pues debe evitar tomar decisiones que comprometan al futuro Ejecutivo.

Sirva como ejemplo el dato de que apenas media docena de jefes de Estado ha visitado España desde que el Gobierno entró en funciones tras las elecciones del 20 de diciembre pasado. Dos de ellos eran mandatarios iberoamericanos, el portugués Marcelo Rebelo de Sousa y el peruano Ollanta Humala, que ya ha sido relevado en el cargo.

Un escenario muy distinto hubiera sido que por estas fechas ya hubiera un acuerdo para investir un nuevo jefe del Ejecutivo e incluso un nuevo Gobierno formado al que los socios iberoamericanos querrían conocer con premura.

Pero el XXV aniversario del inicio de las Cumbres Iberoamericanas --una iniciativa impulsada por España y México en 1991-- no solo quedará deslucido por la falta de un gran acto institucional de conmemoración.

La cumbre del XXV aniversario, la de Cartagena de Indias, aspiraba a convertirse en la cumbre de la paz, en la que la Comunidad Iberoamericana de Naciones (los países latinoamericanos más España, Portugal y Andorra) uniría fuerzas para ayudar a Colombia a gestionar el posconflicto.

El rechazo de los colombianos en el referéndum del 2 de octubre al acuerdo de paz firmado por el Ejecutivo de Juan Manuel Santos y la guerrilla de las FARC ha terminado con las expectativas de convertir la cumbre en una celebración del fin del único conflicto armado que permanece abierto en el continente.

LA REINA, CON LA COOPERACIÓN PARA EL DESARROLLO

Así las cosas, el único acto de conmemoración que se ha conseguido programar en España antes de la cita de Cartagena de Indias será el que acogerá este lunes Casa de América y que contará con la asistencia de la Reina Letizia.

Se trata de un foro en el que se debatirá cómo la cooperación iberoamericana afronta el reto de cumplir con los nuevos Objetivos de Desarrollo Sostenible, la hoja de ruta que la comunidad internacional se ha marcado para conseguir, entre otras metas, que en 2030 no haya nadie en el mundo que viva con menos de 1,25 dólares al día (en la actualidad más de 800 millones de personas).

En el foro participarán representantes de los Gobiernos de España, Portugal, El Salvador y Colombia.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies