Mauricio Casals niega el chivatazo de la "magistrada amiga" sobre los pinchazos telefónicos a los investigados en Lezo

Mauricio Casals, presidente del diario La Razón, llega a la Audiencia Nacional
EUROPA PRESS
Publicado 29/01/2018 13:41:39CET

MADRID, 29 Ene. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la empresa editora de La Razón, Mauricio Casals, ha negado este lunes ante el juez haber avisado de que una "magistrada amiga de la casa" le advirtió de que los teléfonos de los investigados en la 'Operación Lezo' estaban siendo intervenidos, han informado fuentes jurídicas.

El magistrado del Juzgado de Instrucción número 6 de Madrid, Ramiro García de Dios Ferreiro, ha citado este lunes a Casals y al expresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González, principal investigado en la causa, para realizar un careo con el fin de averiguar quién es esa "magistrada amiga". Ambos han comparecido en calidad de testigos.

En una conversación intervenida por la Guardia Civil durante la investigación sobre el presunto desfalco del Canal Isabel II, se puede escuchar como Ignacio González le contaba al expresidente valenciano Eduardo Zaplana que el expresidente de Inassa Edmundo Rodríguez Sobrino le había advertido de los pinchazos telefónicos.

"FABULACIÓN" PARA TRANQUILIZAR A RODRÍGUEZ SOBRINO

Fuentes jurídicas han apuntado que Casals ha negado haber utilizado esta expresión, por lo que no ha podido facilitar el nombre de esa jueza aunque el magistrado instructor se lo haya pedido. Asimismo, ha precisado que lo que hizo fue una "fabulación" para intentar tranquilizar a Rodríguez Sobrino, ya que se encontraba nervioso por las informaciones que publicaron algunos medios de comunicación sobre las supuestas irregularidades de Inassa.

De hecho, las mismas fuentes han apuntado que González ha aclarado que a él le pareció entender que el aviso venía de una "magistrada amiga de la casa", pero no ha podido confirmarlo. En este 'cara a cara', que ha durado 20 minutos, no ha intervenido la Fiscalía.

El pasado mes de mayo, el juez de Plaza Castilla admitió la denuncia presentada por el partido Contrapoder para investigar quién es la jueza que podría haber incurrido en un presunto delito de revelación de secretos. No obstante, la Fiscalía Anticorrupción se mostró favorable que se inhibiera a favor del Juzgado Central de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional, que instruye el caso Lezo.

El juez García de Dios rechazó abandonar la causa, mientras que el magistrado de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón decidió elevar al Tribunal Supremo una exposición razonada para que decida quién es el competente para investigar este caso.