Pedro Sánchez niega ofertas por parte de Chacón y dice que antes de dar el paso quiere conocer la opinión de Díaz

Pedro Sánchez PSOE
EUROPA PRESS
Actualizado 29/05/2014 12:40:06 CET

Cree que "uno de los primeros cinco mandamientos" de la nueva dirección será convocar primarias abiertas "sí o sí"

MADRID, 29 May. (EUROPA PRESS) -

El diputado y posible aspirante a liderar el PSOE Pedro Sánchez ha negado haber recibido ofertas de la exministra Carme Chacón para crear una candidatura conjunta y ha afirmado que, antes de decidir si se presenta, esperará a conocer la opinión de otros dirigentes, "en particular" la de la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz.

Sánchez ha indicado que ganas tiene "todas las del mundo" para liderar el cambio en el PSOE pero ha reconocido que antes le gustaría saber la opinión de "militantes" y "dirigentes territoriales". Además, ha recordado que hasta ahora trabajaba con la idea de que el partido celebraría unas primarias para elegir candidato a la Moncloa, un proceso en el que "los factores son distintos" a un Congreso en el que se renueva la dirección del partido.

En una entrevista en Antena 3 recogida por Europa Press, ha opinado también sobre la posibilidad de que en la elección del nuevo secretario general del PSOE participen todos los militantes, no sólo los delegados al Congreso. En su opinión, "en circunstancias excepcionales" como la que atraviesa el partido se pueden formular "mecanismos extraordinarios".

Respecto a si, tras el Congreso, finalmente se convocarán las primarias abiertas a los no militantes para elegir al candidato, cree que "uno de los cinco primeros mandamientos" de la nueva dirección será convocarlas, "sí o sí".

Sánchez ha descartado opinar sobre la posibilidad de que Susana Díaz se convierta en la nueva líder del PSOE aunque la ha definido como "una ganadora, no sólo una líder social". Así, ha señalado que la participación de Andalucía en el proceso de cambio es "importante, decisiva y vital".

Después de que otro de los posibles aspirantes, Eduardo Madina, haya dicho que sólo valorará presentarse si la elección es por sufragio de todos los militantes, el diputado madrileño ha recalcado que lo importantes es que el PSOE salga "renovado y fortalecido". Así, ha añadido que él no va a fallar a la cita y que "las condiciones" le importarán menos ya que desea "aportar toda la energía" acumulada durante meses con los militantes "en ese proceso de renovación".

Además, ha avisado de que en este congreso el PSOE se va a rearmar para ser la alternativa al PP y ha reconocido que aunque hoy la ciudadanía "no ve al PSOE como una alternativa" sabe que "la única alternativa es el PSOE".

Sobre su perfil, Sánchez ha destacado que es "uno más, un militante más" y ha indicado que fuera de la política ha sufrido paro, colas de desempleo o la subida del IVA y que ha trabajado por cuenta ajena, por lo que conoce "perfectamente" las condiciones laborales de los trabajadores. "Ahora estoy con el enorme privilegio de poder representar a mi partido en una institución como el Congreso, soy uno más", ha subrayado.

Por otra parte, ha entonado el 'mea culpa' por parte del PSOE por "haber dejado a la tecnocracia un ámbito como es la economía" y ha señalado que van a intentar "recuperar espacio político" en esta materia.

A PODEMOS: "¿SON CASTA LOS PARADOS QUE MILITAN EN EL PSOE?"

En cuanto a la irrupción de Podemos en las elecciones europeas, Sánchez ha afirmado que el PSOE debe tener y tiene "la humildad" para "aprender cosas de un partido tan reciente". No obstante, también se ha referido a unas palabras del eurodiputado electo por Podemos, Pablo Echenique, en las que indicaba que "sería más efectivo" que los socialistas se disolviesen y le ha advertido que "el PSOE tiene mucho pasado, más presente y aún más futuro".

Sobre las acusaciones de Pablo Iglesias que califica al PSOE como "un partido de la casta", Sánchez ha lamentado el término y ha advertido que no son casta los parados que militan en el partido o quienes entraron en prisión o murieron por defenderlo.

Por último, Sánchez ha apuntado que la economía de España no puede depender de un sector "estacional" como el turismo y ha denunciado que se corre el riesgo de 'japonizarse' y prolongar "la planicie" donde se va a transitar en los próximos años. Así, ha señalado que hay que hablar de cuáles serán "los motores de crecimiento" y apuesta por la "industria" y "la economía verde".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies