El presidente de Ausbanc a un banco: "No es necesario esperar a una sentencia que os va a dar una hostia importantísima"

Luis Pineda y Miguel Bernard
EUROPA PRESS
Publicado 18/04/2016 21:49:18CET

Pineda negoció en casos de cláusulas suelo contra los intereses de sus asociados para obtener una contrapartida económica

MADRID, 18 Abr. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Ausbanc, Luis Pineda, alcanzó varios acuerdos con entidades bancarias relacionados con las cláusulas suelo en contra de los intereses de sus asociados y con la finalidad de obtener una contrapartida económica para él y el grupo Ausbanc. "No es necesario esperar a una sentencia que os va a dar una hostia importantísima", dijo a una entidad.

El juez Santiago Pedraz detalla varios ejemplos de las tácticas de "coacción" utilizadas por la organización, dirigida por Pineda, y que se ayudaba de la acción de Manos Limpias. Entre ellas, destaca que Pineda prometió que su asociación cedería a una conciliación judicial antes de que la Audiencia Provincial de León dictara una sentencia a favor de su asociado a cambio de una "contrapartida económica" por parte de la entidad financiera.

Para el juez, esta frase únicamente se explica si Pineda "obtiene una contrapartida económica para él y el grupo Ausbanc con ese acuerdo previo, ya que los representantes de Ausbanc en este asunto, lo que más les interesaría es precisamente ese tipo de sentencia que Luis está tratando de evitar en sus negociaciones".

El interés y "apremio" de Pineda para resolver este asunto con anterioridad a que la Audiencia dicte sentencia, se evidencia en otras llamadas en las que el acusado dice, entre otras expresiones: "La reunión de... que es urgente que nos va a pillar el toro" o "lo de... con cierta urgencia, porque la Audiencia cualquier día dicta".

"Luis Pineda y Ausbanc habían llegado a un acuerdo con esas entidades, en relación a las cláusulas suelo en perjuicio de sus asociados y es lo que estarían preparando con aquella entidad", concluye.

Así lo hace constar el magistrado en el auto en el que acuerda el ingreso en prisión incondicional del presidente de Ausbanc, Luis Pineda, y el secretario general de Manos Limpias, Miguel Bernad, ante el temor de que huyan, al disponer de "infraestructura empresarial y capital económico en el extranjero" que les permitirían emprender una vida fuera de España.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies