Rajoy descarta someterse a una cuestión de confianza en el Parlamento

Imagen Del Hemiciclo Del Congreso
EUROPA PRESS
Actualizado 11/09/2012 1:23:34 CET

Dice que habla con Rubalcaba "más de lo que algunos piensan" y que tiene "perfecto derecho" a hacer su oposición "más dura o más blanda"

MADRID, 10 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado este lunes que no se someterá a una cuestión de confianza en el Parlamento después de que haya tomado decisiones, como las subida del IVA o del IRPF, que no estaban incluidas en el programa electoral con el que se presentó a las elecciones de noviembre.

"No voy a plantear una cuestión de confianza porque no tiene ningun sentido en estos momentos", ha declarado en una entrevista en TVE al ser preguntado si tiene previsto recurrir a este instrumento al estar aplicando un programa diferente al que se presentó a los comicios.

Rajoy ha admitido que ha tomado decisiones que no tenia previsto hacer, como la subida de los impuestos. "Es vedad que dije que no iba a subir el IRPF ni el IVA y que no se pague el IVA hasta que se cobre la factura", ha dicho, si bien ha precisado que esas promesas se pueden "recuperar" a lo largo de la legislatura porque aún quedan tres años.

Eso sí, ha subrayado que en campaña electoral hizo hincapié en tres puntos "capitales": reducir el déficit, hacer reformas y reestructurar el sistema financiero. Y los españoles, ha proseguido, dieron al PP un "mandato" en las urnas para recuperar el crecimiento y crear empleo.

"EN CUANTO PUEDA BAJARÉ EL IRPF"

Tras asegurar que "es muy bueno" para España la mayoría con la que cuenta en el Parlamento porque le da estabilidad política, ha destacado que las medidas que ha tomado "no son ocurrencias" sino que pretenden afrontar la actual situación de crisis. "Son cosas que creemos que tenemos que hacer en la situación que vive España", ha resaltado, para añadir que "en cuanto pueda" bajará el IRPF.

Al ser preguntado si teme movilizaciones y huelgas estos próximos meses por los recortes, ha reconocido que su Gobierno ha tomado medidas "duras y poco gratas", como subir impuestos, que han provocado "mucho descontento".

"Sería absurdo pretender que la gente estuviera contenta con estas medidas", ha señalado, si bien ha recalcado que se trata de pasos "decisivos" que hay que tomar para que España vuelva a crecer y a crear empleo.

En este sentido, ha indicado que sería "un suicidio" gastar lo que no se tiene o no hacer reformas. "Éste es un período transitorio, duro, complicado en el que mucha gente no entiende lo que hacer el Gobierno, quizá no lo explicamos bien, pero es fundamental para salir de esta situación", ha manifestado.

CONVERSACIONES CON RUBALCABA

Durante la entrevista, el presidente del Gobierno ha reconocido que habla con frecuencia con el secretario general del Partido Socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba. "Más de lo que algunos piensan", ha agregado.

Sobre el anuncio de Rubalcaba de endurecer su labor de oposición, ha dicho que tiene "perfecto derecho a hacerla más dura o más blanda" pero ha añadido que sería "bueno" que los dos grandes partidos vayan juntos en los temas que afectan al interés general de España. "Supongo que en otras cosas no estará de acuerdo conmigo pero eso no deja de ser normal", ha concluido.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies