Rajoy dice que Gallardón sale mejor en las encuestas porque lo hace muy bien como alcalde

Actualizado 17/06/2008 0:43:46 CET

MADRID, 16 Jun. (OTR/PRESS) -

El presidente del PP, Mariano Rajoy, declaró esta noche en Antena 3 que si el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón, sale mejor puntuado en las encuestas es porque es alcalde de Madrid "y lo está haciendo muy bien", mientras él ocupa el puesto de líder de la oposición, que tiene un "desgaste" y es más "desagradable". Rajoy, que se considera apoyado por todo su partido y está "absolutamente convencido" de ganar las próximas elecciones, también aprovechó para desmarcarse de la iniciativa de importantes gobiernos europeos afines al PP de elevar la jornada laboral a las 65 horas semanales.

En su primera entrevista en televisión tras las elecciones, recogidas por otr/press, Rajoy se declaró en contra de acometer recortes sociales para hacer frente a los problemas de la economía. Apostó por una rebaja de impuestos a las pymes, un aumento de las deducciones a los que pagan hipoteca y reducir el gasto público. También se mostró en contra de apoyar con dinero público al sector inmobiliario y defendió que funcione el mercado, ya que las dificultades se centran principalmente en el acceso al crédito y no afectan exclusivamente a la compra de la vivienda.

El presidente del PP calificó de "frivolidad" las declaraciones del ministro de Industria sobre que cuanto mayor sea la caída de la economía más fuerte será después la recuperación. "Sebastián está diciendo que no hay que hacer nada, que hay que esperar a que esto se hunda y ya saldremos. Falta sensibilidad, muestra despego a las dificultades que atraviesan los españoles", declaró.

Preguntado por el impulso en la UE de ampliar hasta 65 horas semanales la jornada laboral, con el apoyo de gobiernos próximos ideológicamente al PP, Rajoy se mostró rotundamente en contra, hasta el punto de señalar que de haber estado él en Moncloa, España no se habría abstenido como ha ocurrido, sino que habría "dicho que no". El presidente del PP defendió el modelo de español, que funciona bien, y abogó por no ir por el camino de abaratar sueldos sino por el de formar a la mano de obra, ya que es la manera de conseguir más productividad.

En cuanto al inminente congreso del PP, Rajoy eludió concretar el nombre de quién será su elegido para ocupar el cargo de secretario general. La directora de Informativos de la cadena, Gloria Lomana, le dio seis nombres para que dijera si ese cargo estaba entre ellos --García Escudero, Cospedal, González Pons, Manuel Lamela, Javier Arenas y Ana Mato-- a lo que el presidente del PP contestó: "nunca he puesto en tela de juicio su sagacidad como periodista", pero al ser insistido remachó "he dicho lo que he dicho y es mucho decir".

Tampoco quiso precisar el sexo del secretario general, y abogó por que toda la dirección que salga del congreso sean "representativos, respetados y colaboren en un proyecto en el que todos los españoles puedan sentirse cómodos". "No me sobra nadie (...) y hoy no descarto a nadie", agregó.

Rajoy, que insistió en abogar por la independencia de su partido frente los que digan los medios de comunicación, defendió el diálogo con todas las fuerzas políticas, aunque si viene Ibarretxe y quiere "cargarse la soberanía nacional" pues habrá que decir que no. Explicó que si Gallardón sale mejor parado en las encuestas que él, es porque es alcalde de Madrid y "lo está haciendo muy bien", mientras él es líder de la oposición, un papel que tiene un "desgaste" y que es "más desagradable". También dijo que él no se considera mejor candidato que nadie, pero se la ha pedido "todo el partido", y está seguro de que puede unir al PP y "absolutamente convencido de que ganará las próximas elecciones generales".

Preguntado por decepciones en los últimos tres meses, dijo que por el contrario está reconfortado por el apoyo de muchísima gente que le ha estimulado para hacer las cosas mejor. En cuanto a líneas de actuación en Cataluña para mejorar el nivel de voto, Rajoy dijo que abogará por defender los intereses ciudadanos, en los que todos los españoles son iguales.

En relación a la multa a Jiménez Losantos por injurias graves a Gallardón, Rajoy declinó comentar la sentencia, pero defendió acatarlas en todo caso, y agregó que él está a favor de la libertad de expresión, pero también del derecho al honor que lo limita, "y si un juez dice que se ha conculcado el derecho al honor, hay que estar con los tribunales".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies