Recibidas 788 nuevas aportaciones para el parque sur de Chantrea

 

Recibidas 788 nuevas aportaciones para el parque sur de Chantrea

Acciones desarrolladas en la segunda fase del proceso participativo.
EP/AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA
Actualizado 22/05/2017 18:29:15 CET

PAMPLONA, 22 May. (EUROPA PRESS) -

La segunda fase del proceso participativo para el diseño del parque sur del barrio de la Chantrea ha concluido con 788 nuevas aportaciones, que se han sintetizado en una serie de recomendaciones, que podrán incluirse en los anteproyectos que elaborarán en el próximo mes las cinco empresas seleccionadas mediante un concurso de ideas.

Esta segunda fase del proceso participativo se ha desarrollado entre los meses de marzo y mayo, a través de jornadas, presentaciones, exposiciones de los proyectos seleccionados o entrevistas, en las que se han recogido sugerencias, propuestas de mejora o líneas de actuación para el parque, según ha informado el Ayuntamiento en una nota.

Ahora se abre un mes de plazo aproximadamente para que las empresas que han realizado los proyectos seleccionados elaboren los anteproyectos con la incorporación de las sugerencias de esa participación y con las realizadas por el jurado técnico del concurso de ideas.

En el mes de junio se decidirá la propuesta ganadora que tendrá tres meses, hasta septiembre, para elaborar el proyecto de diseño definitivo del parque. El parque sur de la Chantrea se extenderá de oeste a este entre el puente de la Magdalena y el límite con Burlada. Al norte lindará con una nueva calle prevista en el Plan Municipal paralela a la actual calle Corella, y al sur con el Camino de Santiago y la zona de la Magdalena. La superficie estimada es de unos 101.628 m2.

APORTACIONES GENERALES A TODOS LOS PROYECTOS

Las aportaciones que se han sugerido a los cinco proyectos se han dividido en tres apartados: por una parte, aquellas vinculadas a conexiones y accesibilidad; por otro, las relacionadas con zonificación y usos; y por último, se describen las propuestas recogidas en talleres escolares, con apymas y con grupos de tiempo libre infanto-juvenil.

Respecto a las conexiones, es generalizada la preocupación por el tratamiento que se dará a la nueva calle. De ahí que se valoren aspectos como un estudio de las posibilidades de tratamiento del cruce en la zona de Irubide para sustituir la rotonda que recoge el planeamiento por un cruce semaforizado; la importancia de concebir la nueva calle como de servicio al barrio y no como vía rápida entre Burlada y Casco Antiguo; o el diseño de la calle con elementos de calmado de tráfico, con prioridad para peatones y ciclistas.

Las aportaciones sugieren que los carriles bici deberían ir por la periferia del parque, dejando los caminos interiores para uso peatonal. Se pide que los carriles bici estén claramente separados de los caminos peatonales. Se señala también que se diseñe un paso de urgencia que permita acceder a la zona de la Magdalena en caso de inundación.

En cuanto a la accesibilidad para el uso y disfrute del parque para todas las personas, se pide marcar las transiciones o espacios con calzadas de diferentes rugosidad y colores llamativos; incluir columpios accesibles y algún equipamiento de interpretación; o diseñar las calles con pocos obstáculos y no demasiado ancha, ha indicado el Consistorio.

En cuanto a la zonificación y usos, se insiste en el mantenimiento e integración del parque de Irubide, en el mantenimiento de las huertas de las Josefinas debido al valor hortícola de su suelo y en el mantenimiento también del muro que delimita el convento por su valor como referente histórico.

Se rechaza la posibilidad de modificar el Camino de Santiago para integrarlo en el nuevo parque, pero se valoran como positivas las propuestas que lo conectan y relacionan con el nuevo parque y se propone una señalización del mismo para que los peregrinos puedan también disfrutar de él. Sobre el circuito de parkour que establecen las propuestas, se especifica que se diseñe pensando en usuarios de distintas edades o experiencias y que se diversifique por más zonas del parque.

En esta segunda fase del proceso participativo se ha insistido en las propuestas que pudieran llegar desde los escolares y los jóvenes del barrio. Por ello, se ha trabajado también su participación a través de talleres escolares, apymas y grupos de tiempo libre centrados en la infancia y la juventud.

En cuanto a los espacios de juegos, ha informado el Ayuntamiento, se valora muy positivamente la propuesta de la zona de parkour y, en algunos casos, se propone que se incorpore una zona de skate. Asimismo, se habla de crear una zona de juegos multifuncional, en la que puedan convivir distintas edades (desde infantil a adolescentes).

Apuestan también por espacios de juegos variados con elementos no habituales como laberintos, rocódromo natural, casa del árbol, toboganes de grandes dimensiones, tirolinas o zonas de arena. Sugieren la creación de una zona de granja, con animales, huertos educativos y semilleros; unas zonas de picnic en la cercanía de las zonas de juegos; o incorporar algún espacio cubierto o con techo que permite refugiarse en caso de mal tiempo.

Les parece adecuado que no instalen campos de deporte en el parque, siempre que sea posible usar las zonas de césped para jugar. Se valoran de forma positiva los humedales, lagunas o estanques y piden que sean accesibles para incorporarlos como espacios de juego y descubrimiento. Solicitan también una zona preparada para ver las estrellas por la noche y tomar el sol durante el día, así como fuentes, aseos, papeleras... para que las necesidades de las personas usuarias estén bien cubiertas, ha añadido.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies