El robo en Francia rompe un compromiso previo a la tregua entre Gobierno y ETA de no abastecerse de armas

Publicado 24/10/2006 21:39:00CET

El presunto acuerdo, de febrero de 2006 y difundido por "Gara", establecía compromisos para las dos partes

MADRID, 24 Oct. (EUROPA PRESS) -

El robo por parte de la banda terrorista ETA de unas 350 armas entre pistolas y revólveres en una empresa francesa realizado durante la pasada madrugada, rompe un compromiso adoptado entre el Gobierno español y la banda terrorista ETA, previo a la tregua, por el que la banda se comprometía a no atentar ni a abastecerse de material destinado a atentados, según una información sobre el acuerdo publicada hace unos meses por el diario 'Gara'.

Según la citada información, que hace referencia a un compromiso adoptado en febrero de 2006, la organización terrorista asumió "no realizar acciones contra personas y bienes, ni realizar otras actividades de abastecimiento de armas o de explosivos a partir de la declaración de alto el fuego permanente".

CONTRAPARTIDA DEL GOBIERNO

Como contrapartida, el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, "aceptó que respetaría las decisiones que sobre el futuro adopten libremente los ciudadanos vascos".

"En el citado punto se especifica que el Gobierno español entiende que los acuerdos para ello se alcanzarán entre los partidos políticos vascos, así como entre los agentes sociales económicos y sindicales vascos", decía la información.

Precisaba que "los citados acuerdos se refieren al futuro de los ciudadanos de los cuatro herrialdes bajo administración española: Alava, Vizcaya, Guipúzcoa y Navarra".

El mencionado acuerdo acabó desembocando, según Gara, en el alto el fuego permanente anunciado por la banda armada el 22 de marzo. El Gobierno se comprometió en el mismo a ofrecer, además, una serie de garantías para el adecuado desarrollo del proceso político entre las que se encontraban no efectuar detenciones y propiciar la igualdad de condiciones para "todos" en el terreno político.

En cuanto a los arrestos el compromiso especificaba que no serían realizados ni por Guardia Civil, Policía española, Ertzaintza y las policías francesas. Además, otra de las garantías gubernamentales fue la disminución de la presencia policial y la desaparición de "presiones policiales".

TREGUA 98

La situación fue muy distinta en la tregua que la banda terrorista realizó en 1998, cuando gobernaba el Partido Popular, ya que en aquella ocasión en el comunicado en el que se anunciaba el alto el fuego, ETA decía expresamente que se reservaba su derecho al abastecimiento.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies