CECU advierte del fraude de las entradas de Nochevieja y recuerda a los locales sus obligaciones de cara a las fiestas

Fiestas de Nochevieja
EUROPA PRESS
Publicado 26/12/2017 14:09:35CET

MADRID, 26 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Confederación de Consumidores y Usuarios (CECU) ha recordado a los consumidores que, de cara a las celebraciones de Nochevieja, cuentan con una serie de derechos que deben ser cumplidos por los locales y ha advertido del fraude de algunas ventas de entradas para las fiestas de Fin de Año, según ha comunicado la organización.

Así, la CECU ha señalado que comprar las entradas a través de los carteles o panfletos que se suelen encontrar en la calle pueden incurrir en fraude y ha recomendado acudir a los canales oficiales de venta donde, aseguran, aparecerá la oferta y los precios de forma transparente.

Además, ha destacado que el local que quiera realizar una fiesta de fin de año y que normalmente no se dedique a este tipo de actividades debe contar con una autorización administrativa, algo que normalmente puede ser consultado en el ayuntamiento del municipio.

Por otro lado, la Confederación ha recordado que las empresas organizadoras deben contar con un seguro de responsabilidad civil y garantizar que el local cumple con las pertinentes medidas de seguridad contra incendios y con un plan de emergencias. Asimismo, no se debe superar el aforo máximo permitido y recomiendan que, en caso de que esto pueda estar sucediendo se debe avisar a la policía para evitar males mayores.

También, han recordado a los usuarios que pueden exigir que se cumpla lo que se diga en la publicidad, en la que deben aparecer lo que se incluye y los precios, ya que tiene valor contractual. En este sentido, aseguran que es fundamental guardarla junto al ticket o factura de la compra de la entrada, por si es necesario reclamar.

Por último, la CECU asegura que los locales deben tener en lugar visible la lista de precios y a disposición del público las hojas de reclamaciones oficiales. Para plantear la reclamación recomiendan pedir los datos de testigos y conservar la publicidad y las entradas, realizando la reclamación en ese mismo momento para dejar constancia por escrito de nuestra presencia en la fiesta.