Izquierda Plural propone mañana al Congreso que las familias puedan evitar el desahucio declarándose en quiebra

Gaspar Llamazares
FURJC
Actualizado 05/07/2015 0:55:37 CET

MADRID, 15 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Izquierda Plural (IU-ICV-CHA) defenderá este martes en el Pleno del Congreso la toma en consideración de una proposición de ley que plantea que las familias puedan declararse en quiebra en caso de no poder pagar su hipoteca y, por consiguiente, así evitar un posible desahucio.

El encargado de registrar la iniciativa ha sido el diputado de IU Gaspar Llamazares. En ella quiere promover la modificación de la Ley Concursal ya que, en su opinión, esta normativa ha demostrado ser un mecanismo "completamente ineficaz e inadecuado" como solución a las situaciones por las que atraviesan cientos de miles de consumidores.

Según explica, frente a una situación de sobreendeudamiento, los consumidores no se acogen al procedimiento de la Ley Concursal, aunque en teoría la ley lo permite. "La principal dificultad de muchas familias para llegar a fin de mes tiene un origen principal en la excesiva carga que soportan por la deuda hipotecaria u otras contraídas con motivo de aquélla", señala la Izquierda Plural.

Es más, sostiene que en muchas economías domésticas el pasivo exigible es muy superior a su activo, que está compuesto sobre todo por su vivienda y que además fue sobrevalorada en su día por las tasadoras controladas por bancos y cajas de ahorros.

SIN MARGEN DE MANIOBRA

Ante esta situación de endeudamiento al límite los consumidores se quedan sin margen de maniobra para reaccionar ante situaciones adversas no previstas y aunque, al menos sobre el papel, la Ley Concursal permite la insolvencia empresarial tanto a la persona física como al concepto de deudor consumidor, "es un régimen prácticamente pensado en exclusiva para la insolvencia empresarial".

A juicio de la Izquierda Plural, esto se debe a que el proceso, tal y como está hoy día planteado, aboca a una "penosísima situación personal que acaba en muchas ocasiones en la plena liquidación y ruina absoluta de la persona concursada y no ofrece garantías al consumidor en la protección de sus derechos, además de resultar un proceso excesivamente caro.

Por todo ello, propone una reforma de la Ley Concursal que garantice los derechos del deudor consumidor especialmente en dos ámbitos. Por un lado, pretende lograr que el concurso de persona física no sea un seguro destino hacia la "ruina civil" o a un continuo proceso de concursos y reapertura de los mismos, manteniendo en constante inseguridad jurídica a los deudores consumidores.

Por otro lado, quiere que se asegure la protección de la vivienda con garantía hipotecaria y la posibilidad de extinción total de la deuda en la parte no pagada por inexistencia de bienes, lo que en otros ordenamientos jurídicos se denomina 'fresh start', y que permite al consumidor no arrastrar perpetuamente una deuda que condicione su vida laboral y social.

Así, entre otros puntos propone añadir una disposición adicional nueva a la ley que regule un procedimiento concursal especial para personas consumidoras y usuarias al que podrán acogerse aquellos que, "por justas causas apreciadas por el juez", no puedan cumplir en tal momento regularmente sus obligaciones exigibles o que prevean que no podrán hacerlo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies