Cuáles son las principales oportunidades de trabajo para los universitarios de aquí a 2025

Actualizado 22/09/2015 14:27:29 CET

MADRID, 22 Sep. (EDIZIONES) -

España tiene un buen número de titulados universitarios pero, a su vez, una de las tasas de desempleo joven más altas de la Unión Europea. Según el último informe de la OCDE, el país cuenta con "muy pocos" titulados universitarios con altos niveles de competencias necesarios para satisfacer la demanda del mercado laboral. ¿Cuál es esta demanda?

El 'Informe Estrategia de competencias de la OCDE: construyendo una estrategia de competencias para España' recurre a datos de anteriores informes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos a través de los cuales se responde a esta y otras preguntas.

PREVISIÓN DE OPORTUNIDADES DE TRABAJO EN ESPAÑA

La previsión de oportunidades de trabajo en España, elaborada por el Centro Europeo para el desarrollo de la formación profesional (Cedefop), muestra cómo de aquí a 2025 la gran mayoría de ofertas laborales requerirán una cualificación alta por parte de los demandantes de empleo.

Según el mismo organismo internacional, las principales ofertas de empleo se producirán en el sector del transporte y la distribución y en los negocios y otros servicios, como se observa en este gráfico elaborado por la OCDE y traducido por europapress.es.

En concreto, las cifras de Cedefop indican que los trabajadores de servicios --como vendedores-- serán los puestos más requeridos, seguidos por ocupaciones básicas y técnicos y profesionales asociados. En el lado opuesto, lo que menos empleo generará será la agricultura y la pesca.

Los datos aquí señalados siguen una tendencia ya creada en España que se refiere al cambio de requisitos de competencias de los trabajadores: entre 2006 y 2014, casi todo el crecimiento del empleo en España se produjo en ocupaciones que requieren un título universitario, experimentándose a su vez un importante descenso del trabajo que necesita una titulación inferior a la secundaria, como se observa en este gráfico.

MÁS ESTUDIOS, MEJORES SUELDOS

Si en España se requiere más a los titulados, cabría esperar que estos sean 'recompensados' por sus estudios con mayores salarios. Según los cálculos de la OCDE basados en cifras del INE hasta 2013, aquellos trabajadores con estudios universitarios tienen sueldos mayores que los que ostentan menores cualificaciones, una diferencia que se ha mantenido estable en el tiempo.

El informe explica esto indicando que la demanda por parte de los empleadores ha aumentado a la par que ha crecido la oferta de titulados en educación terciaria en España.

¿SOBRECUALIFICADOS?

Hay más titulados universitarios que nunca en España, lo que ha llevado a hablar de la 'generación más preparada de la historia' y de que los jóvenes españoles están sobrecualificados. Según los datos manejados por este organismo internacional, esto no es exactamente así. "Aunque muchos titulados en educación terciaria afirman estar sobrecualificados para sus empleos, muchos de ellos están bien ajustados respecto a las competencias que realmente poseen".

Esto se da en el 75 por ciento de los casos, lo que quiere decir que muchos titulados universitarios españoles "pueden no estar logrando el nivel de competencias que normalmente se asociaría a la educación terciaria", según la OCDE. No obstante, indica que esto ocurre en prácticamente todos los países que forman parte de la organización, como se observa en el siguiente gráfico, elaborado a partir de cálculos de la OCDE basados en la Evaluación de Competencias de Adultos (PIAAC) de 2012.

"A pesar del considerable progreso en el aumento de titulados terciarios, existe una cierta inquietud respecto a la calidad de las competencias desarrolladas durante estos estudios", alerta el estudio de la OCDE, que menciona que los titulados con esta clase de cualificación en España tienen menos nivel de competencias básicas si se compara con sus iguales en otros países. "Sólo unos pocos presentan un alto rendimiento", asegura la OCDE.

Como se observa en este gráfico, en España sólo el 12 por ciento de los titulados con estudios terciarios con entre 25 y 64 años tiene un nivel alto de 4-5 puntos en comprensión lectora, lejos de la media de la OCDE del 24 por ciento y más alejado aún del 37 por ciento que se da en Finlandia y Japón.

CIENCIAS SOCIALES Y HUMANIDADES, ¿DEMASIADOS ESTUDIANTES?

Otro asunto interesante tratado en el informe es el que se refiere a los ámbitos de estudio elegidos por los universitarios. Los mismos autores del texto indican que existe una percepción general de que en España hay demasiados estudiantes en humanidades y ciencias sociales, pero que esta afirmación "no está amparada por datos comparativos".

Más del 50 por ciento de los nuevos matriculados en educación terciaria eligen humanidades y ciencias sociales, mientras que el 16 por ciento optan por ingeniería, industria y construcción y el seis por ciento se decanta por matemáticas e informática. "Esta distribución del aprendizaje entre los diferentes ámbitos de estudio se asemeja en líneas generales a la que se observa en otros países de la OCDE", como se observa en el gráfico.

No obstante, un asunto sobre el que el informe alerta es que muchos jóvenes españoles tienen previso estudiar carreras de ingeniería e informática cuando se les pregunta en los informes PISA pero que después "esto no se traduce en mayores índice de ingreso en estos ámbitos de la educación".

Las explicaciones que se encuentran a esto son "una fórmula de financiación universitaria que tiende a favorecer el desarrollo de ámbitos de estudio menos costosos" y, por otro lado, "dificultades para seguir los cursos y alcanzar las calificaciones que se requieren para acceder a estos ámbitos".