Industria exigirá un informe de seguridad a las centrales nucleares que deberán entregar al CSN el 30 de septiembre

Actualizado 24/05/2011 22:04:28 CET

MADRID, 24 May. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, ha señalado en el Senado que se ha exigido a las centrales nucleares un informe de seguridad que deberán entregar al Centro de Seguridad Nuclear (CSN) el próximo 30 de septiembre, aunque primero presentarán un documento provisional que tendrá como fecha límite el 15 de agosto.

Durante la sesión de Control al Gobierno, Sebastián ha apuntado que los protocolos de seguridad se revisarán en dos fases, la primera relacionada con "los accidentes naturales" y la segunda relacionada con "accidentes aéreos, posibles sabotajes, y terrorismo, entre otros". En este sentido, ha indicado que tras los sucedido en la central de Fukushima (Japón) el pasado 11 de marzo, las autoridades europeas han decidido que se inicien las evaluaciones de seguridad evaluando la preparación de las centrales ante catástrofes naturales.

Así, los informes que las diferentes centrales nucleares españolas deberán entregar al CSN el próximo 15 de agosto, de manera provisional, y el 30 de septiembre de manera definitiva estarán relacionados con la preparación del lugar ante seismos, tsunamis o inundaciones, según ha apuntado el ministro, que ha indicado que "no hay ninguna central en España que esté situada sobre una falla o con riesgo de ser víctima de un tsunami".

Aún así se ha mostrado "concienciado" con la necesidad de elaborar este tipo de informes "tras el suceso de Japón y teniendo en cuenta que la seguridad ciudadana es una de las prioridades de cualquier gobierno".

Así, el ministro ha señalado que actualmente se encuentra en estado de tramitación un Proyecto de Real Decreto sobre protección física de instalaciones, materiales nucleares y fuentes radiactivas, que tiene como objeto "incrementar sus medidas de seguridad física aplicadas mediante la incorporación a la normativa española del concepto de amenaza base de diseño que se refiere a las características de posibles adversarios internos o externos que podrían intentar la retirada no autorizada de material nuclear o actos de sabotaje".

Sebastián ha destacado que esta medida "viene a cerrar el grupo de reformas en el ámbito jurídico que se están realizando para reforzar la seguridad, además de las reformas que proponen los organismos internacionales a los que pertenece España".

Del mismo modo, ha insistido en que "la intención final del Gobierno es reducir progresivamente la participación de la energía nuclear en el sistema energético español acordando el cese de explotación de las centrales al final de su vida útil" y, ha apuntado que "así se seguirá haciendo".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies