Los jóvenes conductores españoles, entre los menos agresivos de Europa

Actualizado 14/11/2012 14:44:58 CET

MADRID, 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

Los jóvenes españoles son, junto con los italianos y los turcos, los conductores menos agresivos en comparación con sus coetáneos de otros países europeos, según un estudio publicado por la compañía de neumáticos GoodYear.

Los datos, procedentes de una encuesta realizada por Ipsos, revelan que un 56 por ciento de los jóvenes españoles han insultado a los demás mientras conducían, la segunda cifra más baja después de los Turcos, con un 54 por ciento. Los suecos lideran el otro extremo de la tabla como los más agresivos, con un 83 por ciento que afirman haber insultado a otros conductores y un 28 por ciento que ha hecho gestos obscenos con la mano.

Los jóvenes franceses ocupan el segundo puesto entre los conductores más agresivos. Un 78 por ciento de ellos admite haber increpado con insultos a otros conductores, uno de cada tres ha mostrado gestos obscenos, y al menos la mitad reconoce haber frenado a propósito cuando otro vehículo se les acerca demasiado por detrás.

LOS HOMBRES, LOS MÁS AGRESIVOS

El estudio muestra también que los hombres tienen una tendencia mayor que las mujeres a adoptar algunas conductas peligrosas como adelantar a varios vehículos a la vez (un 58 por ciento de los hombres frente a un 42 por ciento de las mujeres), acelerar para evitar ser adelantado (el 25 por ciento frente al 19 por ciento) o acercarse mucho al coche delantero y hacer "ráfagas" para que se aparte (22 por ciento frente al 12 por ciento).

Por otra parte, el estudio señala que los jóvenes que viven jóvenes que viven solos suelen ser más agresivos que los que viven en casa de sus padres, y tienden a adoptar conductas peligrosas al volante con una frecuencia mayor, según el estudio.

LOS MIEDOS MÁS FRECUENTES

La compañía estima que la agresividad al volante entre los jóvenes puede estar relacionada con una ansiedad "profundamente arraigada" en los jóvenes de las nuevas generaciones. Entre las causas externas más frecuentes, señala la falta de empleo y la crisis económica, terminar los estudios, el cambio climático y el terrorismo mundial.

Asímismo, la adopción de conductas agresivas bajo una apariencia de valor parece "ocultar" otras preocupaciones sobre factores externos a sí mismos ligados directamente a la conducción, según el estudio. La posible presencia de conductores ebrios (64 por ciento), el temor a un accidente (63 por ciento) y el miedo a sufrir una avería (58 por ciento) encabezan la lista de principales causas de inseguridad al volante de la mayoría de jóvenes europeos.

Además, el estudio revela que estos miedos son más acentuados en los países en que el nivel de ansiedad es mayor debido a la crisis económica (España e Italia especialmente) y, por el contrario, están menos extendidos en otros países como Holanda, Suecia y Dinamarca que la han sufrido en menor grado. Por todo ello, Goodyear ha anunciado que colaborará con la Federación Europea de Autoescuelas (EFA) para ofrecer a los jóvenes información sobre conducción segura.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies