Julio de 2017 ha sido el sexto más caluroso del siglo, con 0.9ºC más cálido de lo normal, y ha tenido un carácter húmedo

Anomalía de temperaturas en el mes de julio
EUROPA PRESS
Publicado 07/08/2017 16:38:25CET

   MADRID, 7 Ago. (EUROPA PRESS) -

   El mes de julio ha sido cálido o muy cálido en prácticamente toda España, con una anomalía de 0,9 grados centígrados por encima de la temperatura media de España, que son 24,9 grados centígrados, y en cuanto a las precipitaciones ha tenido un carácter húmedo, aunque "un poco por debajo" de lo normal para este mes, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

   Así, la AEMET explica que el mes de julio ha sido muy cálido en su conjunto respecto al periodo de referencia 1981-2010 y que se ha tratado del octavo julio más cálido desde 1965 y del sexto más cálido en lo que va de siglo XXI, por detrás de los julios de 2015, 2006, 2010, 2016 y 2013, es decir, los últimos años.

   El periodo ha tenido un carácter cálido o muy cálido en "prácticamente" toda la España peninsular, Baleares y Canarias y se observaron anomalías de 2 grados centígrados en las zonas montañosas del interior peninsular. Incluso se llegaron a alcanzar valores cercanos a 3 grados centígrados de anomalía en puntos del sistema bético andaluz.

   En el resto del territorio peninsular, así como en ambos archipiélagos, las anomalías fueron mayoritariamente de entorno de 1 grado centígrado. Las anomalías de las temperaturas máximas se situaron de media 1 grado centígrado por encima del valor normal del mes, mientras que las de las temperaturas mínimas fueron 0,7 grados centígrados superiores a las normales.

   Por tanto, la AEMET, señala que en promedio 1 grado centígrados por encima del valor normal del mes, mientras que las de las temperaturas mínimas fueron 0,7 grados centígrados superiores a las normales, por lo que la oscilación térmica diurna de 0,3 grados centígrados, mayor que la normal de julio.

   Durante el mes se observaron tres periodos con temperaturas superiores a las normales para la época del año. El primero de ellos, entre los días 3 y 5 de julio, a los que siguieron días de temperaturas cercanas a las normales o incluso algo inferiores.

   El segundo periodo de altas temperaturas, el más intenso y de mayor duración se prolongó desde el 11 al 19 de julio, cuando se llegó a las temperaturas más elevadas del mes en la mayoría de las regiones. De hecho, se superaron los 40 grados centígrados en amplias zonas del centro y del sur de la Península y se llegaron a superar los 45 grados centígrados en puntos de Andalucía y Extremadura.

   Una vez analizados los datos, la AEMET confirma que "al menos entre los días 12 al 14, hubo una ola de calor". Entre los días 20 y 26 las temperaturas volvieron a situarse próximas a los valores normales, observándose a continuación el tercer periodo cálido del mes, entre los días 27 a 30 de julio, el cual afectó también a Canarias.

RÉCORD TÉRMICOS

   En cuanto a las temperaturas más elevadas, entre los observatorios principales se midieron durante la ola de calor de los días 12-14, destacando los 46,9 grados centígrados que se han registrado en Córdoba-aeropuerto el día 13 de julio, seguidos de los 45,7 por ciento de Granada Aeropuerto del día 12 y los 45,4ºC de Badajoz-Aeropuerto, medidos el día 13.

   En nueve de los observatorios principales de AEMET, la temperatura máxima absoluta de julio superó el valor más alto de la serie histórica y en ocho de ellos se superó a su vez el anterior valor máximo de la serie anual completa.

   En cuanto a las temperaturas mínimas, las más bajas del mes se registraron en el Puerto de Navacerrada, con 0,5ºC; los 3,8ºC de Valladolid-aeropuerto y los 4,5ºC de Salamanca Aeropuerto, todos ellos medidos el 1 de julio.

   Respecto a las precipitaciones, la AEMET señala que el mes fue húmedo en su conjunto, con una precipitación media sobre España de 18 litros por metro cuadrado, un poco por debajo del valor normal del mes, que son 20 litros por metro cuadrado según el periodo de referencia 1981-2010.

   La AEMET destaca asimismo la distribución muy desigual de las precipitaciones, ya que han afectado sobre todo al centro peninsular, a Cantabria, País Vasco, Pirineos, valle del Ebro y el este de Baleares.

   Sin embargo, en extensas áreas de la mitad sur peninsular, norte de Castilla y León, este de Galicia, sur de la provincia de Lérida, Canarias y Baleares las precipitaciones fueron inferiores a 5 litros por metro cuadrado. Tan solo ha sido "seco o muy seco" en extensas zonas de la franja norte peninsular, desde Galicia hasta Cataluña y en pequeñas áreas de Aragón, de la Comunidad Valenciana, Baleares y Canarias.

   Mientras, en todo el centro peninsular resultó "muy húmedo" e incluso "extremadamente húmedo" en el sur de la provincia de Ávila y en Cuenca. En cuanto al porcentaje de precipitación sobre el valor normal las cantidades acumuladas en el mes han superado dichos valores normales en la mitad sur de Castilla y León, Madrid, gran parte de Castilla-La Mancha, valle del Ebro, nordeste de Cáceres, provincia de Córdoba, litoral de Murcia y Alicante, norte de Canarias, este de Baleares y en diversas pequeñas zonas entre Cantabria y Navarra, sureste de Galicia, Pirineo de Lérida y noroeste de Badajoz.

   En gran parte de las zonas mencionadas las precipitaciones han duplicado e incluso triplicado los valores normales. Por el contrario, las precipitaciones no superaron ni el 50 por ciento de los valores normales en extensas áreas de Galicia, Asturias, norte de Castilla y León, interior de Cataluña, Andalucía, Extremadura, islas de Mallorca e Ibiza, sur de Canarias occidental y en algunas pequeñas zonas del sur de Castilla-La Mancha, norte y oeste de Aragón, este de Navarra y centro de la comunidad valenciana, llegando en muchas ocasiones a valores inferiores al 25 por ciento del valor normal.

   Los primeros diez días, las precipitaciones afectaron a gran parte del territorio, superiores a 20 litros por metro cuadrado en el centro peninsular, La Rioja, País Vasco, Pirineos, algunas zonas del valle del Ebro, Menorca y extremo sur de la isla de Mallorca.

   En diversas zonas se pasaron de 60 litros por metro cuadrado en diversas zonas del Sistema Central, sur de la provincia de Ávila, norte de La Rioja y de la provincia de Cuenca, y puntualmente se registraron más de 100 litros por metro cuadrado en el extremo oeste de la provincia de Madrid.

   En cuanto a eventos de precipitaciones intensas, a lo largo del mes de julio cabe destacar el episodio del 5 al 9 de julio, que afectó a gran parte de España y con mayor intensidad a la zona centro peninsular, Sistema Ibérico y Pirineos, y los días 21 y 23 en los que se registraron precipitaciones intensas en algunos puntos del cuadrante nordeste peninsular.

   Las mayores precipitaciones diarias de julio entre observatorios principales se observaron el 7 de julio en Cuenca con 98 litros por metro cuadrado; Ávila con 51 litros por metro cuadrado; Madrid-aeropuerto con 45 litros por metro cuadrado y el día 8 con 82 litros por metro cuadrado Logroño.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies