Madrid acoge desde hoy la exposición sobre la vida de Álvaro del Portillo que conjuga datos, arquitectura y fotografía

Exposición sobre Álvaro del Portillo
EUROPA PRESS
Actualizado 05/07/2015 8:03:19 CET

MADRID, 11 Sep. (EUROPA PRESS) -

La exposición sobre la vida y obra del sucesor de San Josemaría Escrivá de Balaguer al frente del Opus Dei, Álvaro del Portillo, que será beatificado el próximo 27 de septiembre en Valdebebas (Madrid), ha sido inaugurada este jueves en el Centro de Turismo de Colón y permitirá a jóvenes, adultos y mayores conocer a través de datos, arquitectura y fotografía el porqué de su "entrega" a los demás.

La exposición que ahora llega a Madrid y que estará abierta al público hasta el próximo 28 de septiembre ya ha recorrido siete ciudades en las que ha recibido más de 20.000 visitantes. El acceso es gratuito y se puede reservar para visitas en grupo. Además, se puede hacer un recorrido largo, para conocer en una hora y media la figura del futuro beato o un recorrido corto.

El catedrático de Historia contemporánea de la Universidad de Navarra y comisario de la exposición 'Un santo en datos', Pablo Pérez, ha explicado que Álvaro del Portillo fue un hombre que nació hace cien años cuya figura alcanzó una dimensión universal, un hombre del siglo XX que "estaba convencido de que la mejor manera de vivir era vivir para los demás".

"Al hombre moderno la santidad le resulta un concepto lejano porque ni el amor, ni el servicio, ni la entrega se puede cifrar. Sin embargo, el santo siempre deja una estela de progreso y rastro tangible", explica el historiador.

Por ello, han decidido contar la vida y obra de Del Portillo con cifras como los 47 años de trabajo en la Santa Sede, los 59 años de entrega al Opus Dei, los 198 viajes que realizó a 42 países diferentes, los 61.077 kilómetros que recorrió con 73 años en 1987 o las más de un millón de personas que han sido atendidas desde su fundación en el Hospital Monkole (Congo). Además, un infográfico muestra los pasos del futuro beato situándolos en la historia de España y del mundo.

La arquitecta de la exposición, Loreto Spá, ha explicado que para este proyecto les pidieron una idea "moderna, que conectara también con los jóvenes, itinerante y barata". Así, optaron por una creación independiente de la sala con cuatro formas cilíndricas con una cara convexa en la que se presenta un tema a través de una fotografía y una cara cóncava en la que se presentan los datos. Además, los cilindros van acompañados de cuatro vídeos complementarios.

EL SECRETO DE LO INTANGIBLE

Concretamente, en el primer panel, titulado 'Una historia en la Historia' se recogen los hitos vitales de Álvaro del Portillo; en el siguiente, 'Radiografía de un servicio', se reflejan sus 47 años de trabajo para la Santa Sede, los 19 cargos que ocupó allí o el cuentakilómetros de sus viajes; en el tercero, 'La huella de Álvaro', se encuentran las iniciativas sociales que impulsó entre 1975 y 1994; y en el último, 'El secreto de lo intangible', se trata de buscar el porqué de todos esos datos.

La infografía ha sido ideada por el equipo Errea Comunicación mientras que la fotografía es obra de Guadalupe de la Vallina, que ha destacado cómo fue "un reto" para ella construir cuatro imágenes que llegaran "al corazón" del espectador y transmitieran los valores de una persona que era "un padre" para quienes le estaban encargando el proyecto. Entre las fotografías destaca la de un niño que cuelga en el vacío solo sujeto por los brazos de su hermano.

El acto ha sido presentado por la portavoz del Comité organizador de la Beatificación, Teresa Sábada, que ha destacado que la exposición quiere ser "un reconocimiento agradecido a una vida que dejó huella de alegría, cambio, esperanza y cariño en miles de personas de los cinco continentes".

Los organizaciones calculan que unas 150.000 personas de más de 79 países asistirán a la beatificación del 27 de septiembre y esperan que tenga un impacto en el turismo de la ciudad ya que más de 25 televisiones de todo el mundo han pedido retransmitir la misa.