Actualizado 29/07/2020 14:01:57 +00:00 CET

La consejera de Sanidad descarta endurecer medidas frente a la COVID19 y dice que Aragón es la que más rastreos realiza

La consejera de Sanidad del Gobierno de Aragón, Sira Repollés.
La consejera de Sanidad del Gobierno de Aragón, Sira Repollés. - EUROPA PRESS

Anuncia que se recurrirá la sentencia de Zaragoza que les condena por no haber proporcionado EPIs a médicos y enfermeros

ZARAGOZA, 29 Jul. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Sanidad del Gobierno de Aragón, Sira Repollés, ha descartado endurecer o flexibilizar en los próximos días las medidas adoptadas para frenar la expansión de la COVID-19 en la Comunidad autónoma y ha subrayado que es la que más rastreos realiza de España.

En rueda de prensa, ha defendido la "transparencia" de Aragón en el volcado de datos de nuevos casos. "Es nuestra obligación con los ciudadanos", si bien estar a la cabeza como primera Comunidad autónoma con más contagios, "nos está lastrando constantemente", a pesar de que "probablemente nuestra situación no sea la peor", sino que, "al menos, estamos igual que otras Comunidades autónomas".

Repollés ha dicho que la "potencialidad" de Aragón es su "capacidad de control de casos y contactos y ahí vamos a seguir insistiendo" para "poder evitar la transmisión comunitaria y otras medidas más restrictivas en la capital" aragonesa, que es donde se está acumulando el mayor número de nuevos infectados.

En algunas comarcas, está habiendo una "franca mejoría de la transmisión comunitaria", que supone que "las medidas están obteniendo resultados y la situación está mucho más controlada", pero Repollés ha pedido ser "cautos" y por tanto tampoco se van a modificar las restricciones. Según datos provisionales, Aragón ha notificado este miércoles 431 nuevos contagios.

La consejera ha confiando que a lo largo de esta semana empiecen a hacer efecto las medidas adoptadas en todos los territorios, con la Comarca Central, la de Bajo Cinca, Bajo Aragón-Caspe y los Monegros en Fase 2 y las de La Litera y Cinca Medio, así como los municipios de Huesca y Barbastro en Fase 2 flexibilizada.

Repollés ha explicado que Aragón posee un rastreador por cada 5.000 habitantes y tiene capacidad de llegar a seis contactos por cada caso, lo que hace que en el seguimiento diario de nuevos contagios y su contactos --que se mantiene por 14 días-- se esté controlando a entre 15.000 y 20.000 personas por jornada.

La consejera ha opinado que Aragón está "trabajando bien" para hacer frente a la COVID-19, con "medidas proporcionadas", tratando de "adelantarnos a las circunstancias, aunque a veces resulta difícil" y éste es "el camino que creo que debemos seguir".

DIMISIÓN

Preguntada por si se plantea dimitir por sus dos meses al frente del Departamento de Sanidad, en los que ha gestionado la desescalada y la aparición de nuevos brotes, la consejera ha sostenido que nadie tiene la culpa de que se infecten las personas y Aragón "no es la única Comunidad en esta situación en este momento".

"Nos habremos equivocado" y "podremos haber hecho cosas mal", pero "mi responsabilidad es permanecer", "no voy a abandonar el barco en los momentos peores", ha argumentado. También ha afirmado que si se da la circunstancia que deba dimitir, "no me templará la mano en hacerlo, si es lo mejor para la mayoría de los aragoneses".

Por su parte, la consejera de Ciudadanía y Derechos Sociales, María Victoria Broto, que ha comparecido en rueda de prensa junto a Repollés, ha reconocido que "nadie" pediría gestionar esta pandemia, pero "nunca un servidor público se puede sentir tan útil como en este momento".

SENTENCIA

En otro orden de cosas, la consejera ha anunciado que van a recurrir la sentencia del Juzgado de lo Social de Zaragoza que les condena por no haber proporcionado equipos de protección individual a médicos y enfermeros durante la pandemia, en la misma línea que ya lo han hecho los juzgados de Huesca y Teruel hace unas semanas, también fruto de un recurso presentado por el sindicato médico FASAMET.

"No es una sentencia que comportamos" respecto a la responsabilidad que se les achaca al tratarse de una situación "que no era previsible, ni predecible, ni para nosotros, ni para nadie en Europa", pero "sí es cierto que nos tenemos que asegurar" de que "no se vuelva a repetir" la situación del personal sanitario que se sintió con ausencia de material, ha apuntado.

"Estamos preparados para que no vuelva a ocurrir" y "nos hemos aplicado bien que en ningún momento ningún personal tenga déficit en material de protección", ha enfatizado la consejera.

Contador