La Junta anuncia medida para paliar los daños ocasionados por la sequía en el sureste de C-LM

La sequía afecta especialmente a la provincia de Albacete.
La sequía afecta especialmente a la provincia de Albacete. - JCCM
Publicado: sábado, 1 junio 2024 12:13


TOLEDO, 1 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha anunciado que se encuentra trabajando en medidas para paliar los daños que está ocasionando la sequía en el sureste de la región, en particular en la provincia de Albacete. Según ha apuntado la administración autonómica, en estos momentos se avanza en la recopilación de información y petición de datos para solicitar al resto de administraciones, que sean competentes, las ayudas necesarias.

Para ello, la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural ya está elaborando los informes técnicos para demandar al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) que la sequía sea incluida dentro de la ampliación que ha hecho el Gobierno de España del marco temporal de ayudas por motivo de la guerra de Ucrania y otros conflictos bélicos internacionales, ampliado este 2024, según ha informado la Junta mediante nota de prensa.

Desde la Junta, han apuntado que en el año 2023 la sequía sí se contempló en este marco de ayudas, estableciendo como objetivo que vuelva a ser tenito en cuenta en el ejercicio 2024, lo que permitiría contar con recursos para las comarcas afectadas de Albacete. Una petición que ya ha sido trasladada en el Consejo Consultivo del Ministerio.

De manera paralela, desde la Consejería se están promoviendo reuniones como la que tendrá lugar el próximo lunes, día 3, en la Delegación de Agricultura de la provincia de Albacete a la que están convocadas organizaciones profesionales agrarias, cooperativas agroalimentarias y agrupaciones de defensa sanitaria ganadera de la zona más afectada.

Su finalidad es analizar la situación de los distintos cultivos, hectáreas afectadas y posibles medidas que se pueden articular en un contexto complejo, dada la ausencia de lluvia desde hace meses, situación que se puede agravar con la llegada del verano.