22 de febrero de 2020
 

Empresarios de Castilla y León y Portugal debaten las reivindicaciones que plantearán en la cumbre hispano-lusa

Actualizado 11/11/2008 19:54:33 CET

ZAMORA, 11 Nov. (EUROPA PRESS) -

Representantes de organizaciones empresariales de Salamanca y Zamora y de las comarcas portuguesas de Guarda, Vila Real y Braganza iniciaron hoy el debate de las reivindicaciones que pretenden plantear a los Gobiernos de España y Portugal en la próxima cumbre hispano-lusa que se celebrará en la capital zamorana en el primer trimestre del próximo año.

Los empresarios participaron en el I Encuentro Empresarial Hispano Portugués celebrado en la Fundación Rei Afonso Henriques de Zamora.

El presidente de la CEOE de Zamora, Ángel Herrero Magarzo, señaló que las reclamaciones de los empresarios de uno y otro lado de la Raya son "coincidentes" en muchas ocasiones porque no en vano se mueven en territorios que en los dos países se encuentran desfavorecidos. La mejora de las infraestructuras, la creación de áreas logísticas a lo largo de la frontera, la puesta en marcha de un parque empresarial transfronterizo y la puesta en marcha de una Confederación de Asociaciones Empresariales son algunas de las peticiones que aparecen en el punto de partida de las conversaciones iniciadas por los empresarios de Castilla y León y Portugal.

Las conversaciones se retomarán el próximo 2 de diciembre para aprobar ya un documento común en el que se recojan las reivindicaciones finales que se plantearán en la cumbre hispano lusa. Los empresarios las enviarán a los ministerios de Exteriores de España y Portugal y pedirán participar en las reuniones preparatorias.

Herrero Magarzo señaló que todos los representantes empresariales coincidieron en la necesidad de ser "muy beligerantes" a la hora de realizar las reclamaciones. Además, según apuntó el presidente de la Cámara de Comercio de Zamora, Manuel Vidal, han de hacerse de manera reiterada, que los gobierno de España y Portugal vean que la figura creada por Zamora, Salamanca, Braganza, Guarda y Vila Real es fuerte y capaz de hacer que "se acuerden de estas zonas tan desfavorecidas".

El presidente de la CEOE de Salamanca, Juan Antonio Martín se mostró satisfecho del desarrollo de la reunión porque tuvo un carácter "ejecutivo y realista". "Es vital", dijo, "que en estas zonas se genere la suficiente riqueza, tejido industrial y los puestos de trabajo que se necesitan".