Actualizado 13/04/2007 16:13 CET

Catalunya registró una ocupación hotelera del 83,3% durante los días festivos de Semana Santa, un 3,7% menos

BARCELONA, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

Catalunya registró durante los días festivos de Semana Santa una ocupación hotelera del 83,3%, un 3,7% menos respecto 2006, según informó hoy el conseller de Innovación, Universidades y Empresa de la Generalitat, Josep Huguet. Sin embargo, de lunes a jueves la ocupación se mantuvo estable en relación al año anterior.

Por tipos de alojamiento, en el conjunto de Catalunya los campings experimentaron un incremento de 4,4 puntos respeto a 2006, --de un 39,9% a un 44,3%-- mientras que el turismo rural y los apartamentos turísticos registraron tasas similares a la Semana Santa del pasado año.

Baltasar, que ofreció estos resultados durante su visita a Banyoles (Girona) para inaugurar la oficina de turismo y el área de promoción económica de Cal Moliner, aseguró que la ocupación en alojamientos de turismo rural fue del 61,5% y la de los apartamentos turísticos, del 49%, los mismos porcentajes, respectivamente que el año pasado.

La ocupación en los establecimientos hoteleros del conjunto de Catalunya de Viernes Santo a Lunes de Pascua (días festivos) fue de un 83,3%, más de tres puntos por debajo del del pasado año (87%).

DE LUNES A JUEVES SE MANTUVO.

Sin embargo, las tasas de ocupación registradas de lunes a jueves (días laborables) fueron similares a las del 2006, del 56,4% del 2007, al 59% del 2006. De media, los hoteles catalanes han registrado una ocupación del 67,9% (3 puntos menos que al 2006).

En general, para el conjunto de la Semana Santa, las marcas de costa que registraron un mayor grado de ocupación hotelera, fueron Barcelona (84,6%), Terres de l'Ebre (Tarragona) (72,9%), Costa del Maresme (Maresme) (70,7%), Costa del Garraf (Barcelona) (67,1%) y Costa Brava (Girona) (62,6%%).

Las marcas Costa de Garraf y Val d'Aran presentaron un índice de ocupación hotelera superiores a los del pasado año, con incrementos interanuales de 7,5 puntos y 2,6 respectivamente.

BARCELONA CON LA OCUPACIÓN MÁS ESTABLE.

Barcelona fue el destino con el comportamiento más estable, y la de mayor ocupación hotelera, tanto por el conjunto de la Semana Santa (84,6%) como de forma segmentada, los laborables (79,9%) y los días festivos (90,9%).

Según el conseller Huguet, "estos resultados se deben valorar de manera especialmente positiva, teniendo presente el incremento de plazas hoteleras que en los últimos tiempo está experimentando la ciudad".

De Viernes Santo a Lunes de Pascua, las marcas Barcelona y Costa Daurada registraron el mayor grado de ocupación (aproximadamente de un 90%), mientras que la Val d'Aran presentó los mejores resultados interanuales (con un incremento de 7 puntos respeto el 2006).