Hereu enciende el alumbrado navideño de 305 calles de Barcelona

Actualizado 24/11/2008 21:46:25 CET

La eficiencia energética de las luces reduce un 24,5% la factura eléctrica

BARCELONA, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Barcelona, Jordi Hereu, encendió sobre las 19 horas de hoy, acompañado de dos niñas, el alumbrado navideño de 305 calles de la ciudad, que suman 58 kilómetros distribuidos en 20 ejes comerciales. La decoración cuesta 1,2 millones, de los cuales 200.000 los aporta un patrocinador, y el Ayuntamiento paga la factura eléctrica.

Hereu vio la financiación como ejemplo de que el consistorio hace frente a la crisis. El alcalde hizo el encendido con un mando a distancia en la esquina de las calles Gran de Sant Andreu y Rubén Darío, del eje comercial de Sant Andreu, que este año celebra el X aniversario y es ejemplo de la dinamización comercial de la ciudad.

La iluminación estará en marcha 44 días, hasta el 6 de enero. Se encenderá de las 18 a las 21.30, horario que se alargará hasta la 1 los días 24, 25 y 31 de diciembre, y 5 de enero. Una veintena de mercados municipales se añadirán a la campaña de luces, y 30 hoteles confirmaron que tienen previsto decorar sus fachadas.

La utilización de sistemas lumínicos de bajo consumo permitirá reducir un 24,5 por ciento el consumo energético en relación a la Navidad pasada, lo que supone un ahorro de 204 MWh. Las decoraciones son raramente de bombillas de incandescencia y, en cambio, se dobla la presencia de las basadas en los hilos luminosos de LEDs.

El Ayuntamiento prevé que la factura eléctrica ascenderá a unos 32.600 euros, un 14,2 por ciento menos que en la pasada Navidad, que fue de unos 38.000 euros. A cambio del dinero que aporta Endesa, los comerciantes colocarán un anuncio de la compañía en sus revistas y displays en forma de árbol con el logotipo en los aparadores.

El Ayuntamiento añadirá el logotipo en su campaña de Navidad, a la que aportará 700.000 euros, y la empresa contará con un punto de información durante los primeros meses del año en cada uno de los 46 mercados municipales, donde divulgará consejos sobre la eficiencia energética.

La colaboración de la compañía permite que las calles de la Dreta del Eixample de Barcelona que pertenecen al eje comercial Coreixample, la de Jaume I del distrito de Ciutat Vella y algunas del barrio de Sant Antoni vuelvan a estar iluminadas este año con luces navideñas después de que el año pasara se quedaran sin por falta de financiación.