'Spore' evoluciona hasta Facebook

Actualizado 10/11/2009 17:16:36 CET
EA

MADRID, 10 Nov. (Portaltic/EP) -

Ya son habituales las conversiones de títulos "grandes" de consolas y ordenador para móviles. Lo que no resulta tan cotidiano es que un juego comercial nativo de estas plataformas se adapte a una red social pero 'Spore' ya está disponible para Facebook.

Electronics Arts (EA) y Maxis, estudio encargado de desarrollar el producto, han anunciado que la franquicia ya tiene su propia versión en la popular red social tras sus lanzamientos para PC, consolas portátiles y terminales móviles. Esta nueva entrega lleva el nombre de 'Spore Islands'.

Desde EA aseguran que 'Spore Islands' ofrece a los fans de la serie la oportunidad de estar "conectados" con otros usuarios mientras cuidan y evolucionan sus 'creaciones' sin necesidad de tener el videojuego original o la más reciente versión para teléfonos móviles.

"En 'Spore Islands' los jugadores tienen que invitar a sus amigos a jugar y socializar en su isla por lo que la elección de Facebook como plataforma era obvia ya que es la red social más grande y popular que soporta el uso de juegos", afirmó Caryl Shaw, productor senior del proyecto 'Spore Islands', en declaraciones recogidas por el portal Softpedia.

Shaw prosiguió: "Lo que diferencia a 'Spore Islands' de otros juegos sociales es que ofrece una manera diferente de interactuar debido a que la experiencia del usuario en el juego se verá directamente afectada por las decisiones que hagan sus amigos. Es un juego en tiempo real, la islas y las criaturas de las islas están activas todo el tiempo, incluso cuando los usuarios no estén conectados".

Los que decidan lanzarse a la aventura de 'Spore Islands' deben elegir la zona dónde quieren vivir. Seguidamente crear las criaturas y hacerlas evolucionar -tal como funcionaba la versión original del juego-. En este caso todo el proceso se basa en la interacción con amigos y extraños.

Las criaturas son enviadas a otras islas a luchar y el objetivo final del juego es acaparar la mayor cantidad de territorio posible. Para conseguir que las criaturas evolucionen se necesitan puntos de ADN, que se ganan dentro del juego e incluso pueden ser comprados por los más impacientes.

Este videojuego sobre la evolución creado por Will Wright que vio la luz en septiembre de 2008, fue considerado por la revista 'Time' como uno de los 50 mejores inventos del año. Su versión de Facebook cuenta ya con 54.060 usuarios mensuales y tiene una valoración en la red social de 3.4 sobre 5.