Barakaldo ofrecerá la instalación de detectores de humo a las 205 personas que viven solas y cumplen 80 años este año

Archivo - La alcaldesa de Barakaldo, Amaia del Campo, en una de las visitas realizadas a hogares de personas mayores.
Archivo - La alcaldesa de Barakaldo, Amaia del Campo, en una de las visitas realizadas a hogares de personas mayores. - AYUNTAMIENTO DE BARAKALDO - Archivo
Publicado: martes, 11 junio 2024 15:33

BILBAO, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Barakaldo (Bizkaia) ofrecerá la instalación de detectores de humo a las 205 personas que viven solas y cumplen 80 años este 2024, que se sumarán a los 1.600 hogares que ya cuentan con este dispositivo, según ha informado el concejal de Acción Social, Mikel Antizar.

Este programa, puesto en marcha por el área de Acción Social en 2023, busca reducir los riesgos de las personas mayores en el hogar y detectar posibles situaciones de fragilidad social. El servicio realiza, además, un seguimiento de los hogares en los que ya se ha colocado el sistema, revisando los detectores y la situación psicosocial de los usuarios.

Antizar ha recordado que, según datos de SOS Deiak, 8 de cada 10 accidentes domésticos son incendios, y las personas mayores con movilidad reducida son las más frágiles en una situación así, y también con mayor riesgo potencial de sufrir incendios por descuidos.

Con este programa, ha explicado el edil, comprueban de manera gratuita "la situación de la vivienda, la situación social de la persona que vive en ella y evitamos así riesgos tanto físicos como sociales".

INFORMACIÓN A POSIBLES NUEVOS USUARIOS

En las próximas semanas, el Ayuntamiento se pondrá en contacto con los nuevos usuarios para informales del servicio, darles a conocer las ventajas del mismo y ofrecerles su instalación de los detectores de humo en sus hogares.

Una vez se acepta el servicio, se analizan los aspectos relacionados con el entorno físico de la vivienda (estado de conservación y accesibilidad tanto del edificio como de la vivienda), se identifican dentro de la vivienda los posibles focos de riesgo de incendios derivados del mal estado y conservación de las instalaciones de gas, calderas, instalación eléctrica, ventilación, estufas, cocinas y demás equipamientos y se procede a la instalación completamente gratuita de los detectores de humo.

A los vecinos que ya tienen el servicio en casa, se les realizará un mantenimiento de los detectores de humo, con la limpieza de las ranuras de las pantallas ópticas y test de puesta a punto de los dispositivos.

Además, se valorará la evolución tanto de los focos de riesgo como de la situación psicosocial de las personas mayores desde que tienen este servicio.

A través de este programa, ha indicado Antizar, están pudiendo contactar con muchas personas que "son mayores y viven solas, reduciendo sus riesgos en el hogar y mostrándoles los servicios que desde el Ayuntamiento tenemos a su disposición". "Esa es una de nuestras prioridades, así que seguiremos trabajando con ellos y ellas para evitar situaciones de soledad no deseada, desatención y posibles incidentes", ha concluido.

Contador

Leer más acerca de: