Sucesos.- Atracadores que asaltaron ayer un banco en Monesterio prendieron fuego a un turismo para distraer a la Policía

Actualizado 04/09/2008 17:05:22 CET

BADAJOZ, 4 Sep. (EUROPA PRESS) -

Dos atracadores que asaltaron ayer una sucursal bancaria de Caja Almendralejo en la localidad pacense de Monesterio llegaron a prender fuego a un turismo estacionado en la zona con el fin de distraer a la Policía Local, cuya sede está ubicada prácticamente frente al banco.

A plena luz del día de ayer dos individuos que cubrían sus rostros con un pasamontañas atracaron, pistola en mano, la sucursal. Los hechos ocurrieron hacia las 13.30 horas, cuando los hombres entraron en dicha oficina tras una joven, según relató a Europa Press Televisión una vecina de esta localidad, Gracia Márquez, quien además regenta un despacho de pan que está ubicado frente a la entidad asaltada. "Entraron con pistolas y la cara tapada, robaron y se fueron", apuntó.

Al parecer, todo aconteció "muy rápido". Ya dentro de la entidad, uno de los asaltantes se encargó de retener a la única cliente que en ese momento se encontraba en el interior, mientras que el segundo individuo se encargó de vigilar al cajero y de hacerse con el dinero que había depositado en la caja fuerte.

COCHE CALCINADO

Con anterioridad, los atracadores prendieron fuego a un Peugeot blanco, que estaba estacionado a un kilómetro de distancia, para distraer de este modo a la Policía Local, cuyas oficinas están ubicadas prácticamente frente al banco. De la entidad bancaria los ladrones extrajeron unos 40.000 euros, según señalaron algunos vecinos de la localidad pacense.

Inmediatamente, acudieron al lugar de los hechos efectivos de la Policía Local, Guardia Civil, así como agentes de la Policía Judicial. Pero los asaltantes ya habían escapado, sin levantar la más leve sospecha.

Esta mañana agentes judiciales se encontraban en Monesterio recabando más información de lo sucedido, y según precisó Gracia, andan tras la pista de "un extranjero". Se ha decretado secreto de sumario.

No es la primera vez que roban en un banco de este municipio, ya que casi todas las entidades se hallan en la misma calle donde ayer tuvo lugar este hecho delictivo, y que está atravesada por la N-630.