Consello.- El Plan de Residuos Urbanos, que se aprobará a principios de 2009, busca estabilizar la generación desde 2010

Actualizado 04/09/2008 22:07:29 CET

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 4 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Plan Galego de Xestión de Residuos Sólidos Urbanos, que se aprobará en el primer trimestre de 2009, se marca como objetivo estabilizar, a partir del año 2010, el millón de toneladas de basuras que generan al año los hogares gallegos y extender el autocompostaje en zonas rurales y dispersas.

La finalidad del plan es reducir la producción de residuos en peso, volumen, diversidad y peligrosidad, así como fomentar la recogida selectiva en origen y de un mercado del reciclaje. También se apuesta por reducir el vertido final y potenciar el tratamiento del resto.

Según el informe sobre este plan presentado hoy ante el Consello de la Xunta por el conselleiro de Medio Ambiente, Manuel Vázquez, la finalidad es llegar en el año 2017 a conseguir la valorización del 53% de la materia orgánica de las basuras que producen los hogares gallegos, así como el 74% del vidrio, el 40% del cartón y el papel y el 37% de los envases ligeros.

En cuanto a los materiales voluminosos, el objetivo se sitúa en alcanzar una valorización del 20% y del 65% en lo relativo a pilas y medicamentos que acaban en la basura. Asimismo, Medio Ambiente aspira a llegar en 2017 a tratar el 100% de residuos que ahora acaban en depósitos controlados y reducir a un 28% los residuos que son rechazados por no poder ser tratados.

Para conseguir estos objetivos, se llevarán a cabo medidas como la ampliación de la planta de residuos voluminosos de Cerceda (A Coruña) para construir una planta para la valorización de los aparatos eléctricos y electrónicos.

Según los datos de Medio Ambiente, la bolsa de basura tipo de un hogar gallego está compuesta en un 42% por materia orgánica, mientras que el papel y cartón suponen el 18% y el vidrio el 6% de los residuos que se generan. Otro 15% son envases ligeros de plástico o metales y otro 19% se reparte entre maderas, residuos peligrosos o textiles.

RESIDUOS INDUSTRIALES

En la rueda de prensa posterior al Consello, el presidente de la Xunta, Emilio Pérez Touriño, destacó la importancia de la Ley de Residuos que tramita el Parlamento gallego y situó el "tema pendiente" que debe afrontar Galicia en los residuos industriales, ya que en la comunidad se generan al año seis millones de toneladas. Al respecto, el Plan de Gestión de Residuos Industriales está en fase de evaluación ambiental estratégica.

Asimismo, se refirió a problemas como el tratamiento de los neumáticos, que aseguró que "se irá resolviendo" y en el cual trabajan expertos de universidades para superar la situación de gestión "de una forma no propia de países serios", según reconoció. En este punto, Galicia contará con una planta de tratamiento de neumáticos fuera de uso, que se unirá a la constitución de una Red de Gestión de Puntos Limpios.