Feijóo cree que la supresión de un turno en Citroën es "la peor noticia" desde que comenzó la "ola de paro"

Actualizado 14/11/2008 18:56:39 CET

Ve en el desempleo el "cáncer" de la economía y avisa a la Xunta de que "corre el riesgo de dirigirse vertiginosamente a la nada"

O IRIXO (OURENSE), 14 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente del PPdeG, Alberto Núñez Feijóo, consideró hoy que el anunció de la empresa PSA Peugeot Citroën de suprimir a partir del próximo mes de enero el turno de noche de una de sus líneas de montaje es la "peor noticia" desde el inicio de la "ola de paro, desempleo y caída de la actividad económica".

Tras lamentar que esta decisión de la multinacional francesadejará sin empleo a unas 1.200 familias, Feijóo volvió a reclamar a la Administración "responsabilidad y sentido común". "Cuando no se hace nada, se corre el riesgo de dirigirse vertiginosamente a la nada", alertó tras reunirse con dirigentes de su partido en O Irixo (Ourense).

Frente al comportamiento del Gobierno, el líder de la oposición recordó que el PPdeG planteó una batería de medidas fiscales que, en su opinión, son "imprescindibles" para las familias, las pymes y los autónomos. También defendió un plan de austeridad para que la Administración gallega ahorre 120 millones de euros en gastos "superfluos" y pueda destinarlos a medidas de reactivación de la economía.

Con estas propuestas, el Partido Popular pretende paliar el paro y la "destrucción masiva" de empleo, un problema que consideró el "drama y el cáncer" de la economía gallega.

PROBLEMAS EN O IRIXO, BEARIZ Y MASIDE

Por otro lado, Feijóo se refirió a los "problemas" que sufren los ayuntamientos ourensanos de O Irixo, Maside y Beariz, localidades que visitó hoy dentro de su compromiso de recorrer los 315 ayuntamientos gallegos de cara a la elaboración del programa electoral para las próximas autonómicas.

"Tenemos mucho que hacer", sentenció, dando por hecho que ganará los comicios gallegos y, en concreto, citó los problemas de saneamiento y abastecimiento de agua en O Irixo. "Hasta el punto de que desde hace más de un año la Consellería de Medio Ambiente no recibe al alcalde", lamentó.

En una situación similar se encuentran los vecinos de Beariz, según Feijóo, que denunció que el Gobierno de la Xunta tampoco recibe al alcalde, por lo que consideró imposible que esta localidad pueda llevar a cabo proyectos "tan elementales" como poner un albergue o una casa de turismo rural. Respecto al Ayuntamiento de Maside, reprochó la "paralización" de su polígono industrial.