27 de febrero de 2020
 
Actualizado 03/03/2008 21:16:59 CET

EEUU.- La mayor hipotecaria de EEUU admite que puede sufrir nuevas pérdidas por la tendencia económica

CALABASAS (ESTADOS UNIDOS), 3 Mar. (EUROPA PRESS) -

La firma hipotecaria estadounidense Countrywide Financial, que el pasado 11 de enero alcanzó un acuerdo para ser adquirida por Bank of America a cambio de 4.000 millones de dólares en acciones, admite que puede sufrir nuevas pérdidas ante la actual tendencia bajista de la economía y del mercado inmobiliario, así como por el incremento de las tasas de morosidad, según consta en un documento de la entidad al que tuvo acceso Europa Press.

En este sentido, la firma radicada en Calabasas destaca que las significativas tensiones en el mercado hipotecario de EEUU y las condiciones en los mercados globales de capitales provocaron una reducción del catálogo de productos financieros ofertados, un endurecimiento de los estándares de crédito y un ajuste en el precio de los préstamos, lo que ha provocado, junto a las acciones adoptadas por el resto de entidades, una disminución de la disponibilidad de financiación a los consumidores.

"Esta escasez de financiación hipotecaria contribuyó al debilitamiento del mercado de la vivienda y puede haber provocado un significativo aumento del número de hogares que incurren en impago de sus créditos hipotecarios", señala la entidad, que reconoce que el mantenimiento de las tensiones en el mercado hipotecario de EEUU y de los mercados globales de capital, junto a un mayor debilitamiento del mercado de la vivienda en el país podría provocar un aumento del coste de los créditos.

Asimismo, la entidad californiana advierte de que otro factor que puede contribuir al incremento de la morosidad y de los impagos es el aumento en la cuota mensual de aquellos préstamos hipotecarios contratados a un tipo de interés variable.

"Cualquier incremento en la tasa de interés prevalente en los mercados puede acarrear un incremento de los pagos de los prestatarios (...) El aumento de la cuota mensual eleva el riesgo de que los prestatarios acaben incurriendo en mora y finalmente en el impago de los créditos".

Por otro lado, la mayor compañía privada de créditos hipotecarios en EEUU advierte del riesgo vinculado a las tensiones en los mercados secundarios de hipotecas y deuda, lo que ha obligado a la entidad a mantener en cartera un mayor número de préstamos a la espera de que mejoren las condiciones del mercado.

PRÉSTAMOS RETENIDOS.

En este sentido, Countrywide cuantifica en 100.400 millones de dólares (66.112 millones de euros) el volumen de préstamos 'retenidos' en cartera en 2007, lo que supone un 28,1% más que en 2006.

"Estos factores pueden suponer una mayor exposición a unas pérdidas por crédito mayores debido a la mayor proporción de préstamos a la espera de ser invertidos, y pueden exponernos también al potencial incremento de la morosidad y de los impagos, así como a amortizaciones en dichos préstamos", afirma la entidad.

Asimismo, la firma hipotecaria reconoce que las tensiones en sus fuentes de financiación y el mantenimiento de los problemas en el mercado secundario de hipotecas podrían tener un impacto negativo en sus ingresos y en su situación financiera.

Countrywide Financial, que ha eliminado unos 11.000 empleos en los últimos siete meses, cerró 2007 con pérdidas netas de 704 millones de dólares (477 millones de euros), frente al beneficio neto de 2.675 millones de dólares (1.811 millones de euros) del año anterior, lo que representó el primer ejercicio en 'números rojos' en los 20 años de historia de la entidad.