Iberoamérica.- Garzón presenta su libro 'El alma de los torturadores', un retrato de la represión en Latinoamérica

Actualizado 17/01/2008 23:34:47 CET

MADRID, 17 Ene. (EUROPA PRESS) -

El juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón presentó esta noche en Madrid su libro 'El alma de los torturadores', escrito junto al periodista Vicente Romero, en el que se trata, a través de la reproducción de entrevistas realizadas a víctimas de la represión organizada por las dictaduras argentina y chilena, de atisbar el interior de los verdugos para lograr interpretarlo.

El acto, celebrado en la Casa de América, contó con la presencia del fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido, y el secretario de Estado de Seguridad, Antonio Camacho. Además, acudieron compañeros del magistrado en la Audiencia Nacional, como los jueces centrales de instrucción Fernando Andreu y Santiago Pedraz.

Entre los asistentes se encontraba también el coordinador general de IU, Gaspar Llamazares, y representantes de la Fiscalía como Dolores Delgado o Vicente González Mota.

El magistrado recordó con emoción durante la presentación del libro su primera visita a la Escuela de Mecánica de la Armada, donde cumplieron condena o desaparecieron miles de personas en el periodo comprendido entre el 24 de marzo de 1976 y el 10 de diciembre de 1983 y reconoció que hablar con las víctimas siempre ha sido para él "una experiencia muy intensa".

Al igual que el coautor Vicente Romero, Garzón apuntó que este tipo de abusos siguen existiendo hoy en día. Romero se refirió en concreto a la existencia de la prisión de Guantánamo, que visitó recientemente con la intención de completar un reportaje que dará continuidad al que se elaboró de forma previa a la publicación del libro y que acompaña a la publicación.

JUSTICIA PENAL UNIVERSAL

Garzón agradeció además la aportación realizada por distintas personas para lograr la aplicación del principio de Justicia Penal Universal tras la detención del general chileno Augusto Pinochet en Londres en virtud de una orden emitida por el Juzgado que dirige. Mencionó el doble papel jugado por Conde-Pumpido, primero como magistrado de la Sala Segunda del Tribunal Supremo y posteriormente como fiscal general.

Recordó con cariño, además, al ex presidente de la Audiencia Nacional Clemente Auger y el anterior presidente de la Sala de lo Penal del órgano judicial, Siro García Pérez. "Actuar en una investigación como no puede hacerlo un solo hombre", dijo.

Destacó la íntima satisfacción que supone para él el hecho de que la apertura de instrucción como la mencionada, o la emprendida contra el militar argentino Adolfo Scilingo, que desembocó en una condena a más de 600 años de prisión, haya motivado la apertura de sumarios en los países donde se produjeron los hechos.

El cantautor Luis Eduardo Aute fue el encargado de cerrar el acto. Recitó ante la sala y a capella la canción 'Al alba, al alba', que presentó como una defensa de la justicia y el amor.