Madrid "no censurará" el contenido de actos en espacios cedidos y PP rechaza "discursito de libertad de expresión"

Conde Duque
EUROPA PRESS/AYUNTAMIENTO DE MADRID - Archivo
Publicado 17/09/2018 11:07:57CET

"No se actuará de manera inquisitorial ni se censurará el contenido de nada", remarca el área de Cultura

MADRID, 17 Sep. (EUROPA PRESS) -

La portavoz de Cultura del PP en el Ayuntamiento de Madrid, Isabel Rosell, se ha alegrado de haberse evitado el "discursito de la libertad de expresión" de la alcaldesa, Manuela Carmena, al no contestar ella en la comisión del ramo mientras que el Ejecutivo municipal, a través de la coordinadora del área, Carmen Rojas, se ha desmarcado de cualquier "censura" y "voluntades inquisitorias" alrededor del contenido de las actividades en espacios municipales cedidos.

La edil del PP se ha referido al cartel del acto 'Lula libre y la lucha de las mujeres en Argentina', celebrado el pasado 5 de septiembre en el salón de actos de Conde Duque. En el extremo inferior del cartel aparecía el logotipo de Podemos y el de los Foros Locales, junto al Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales. El acto contó con la presencia de Juan Carlos Monedero.

"Este tipo de cesiones se hacen con regularidad", ha explicado Carmen Rojas en la comisión de Cultura y Deportes detallando cómo es el protocolo para llevarlas a cabo. "Se comprueba la disponibilidad de la sala y se tiene que hacer sin voluntad inquisitoria de lo que ahí se va a decir", ha apuntado. La cesión se planteaba por el Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales para un debate sobre la situación en Latinoamérica.

El evento se publicitó por un partido político, Podemos, "que no aparecía en la información de petición de cesión", ha aclarado Rojas, que ha subrayado que el contenido de la conferencia no fue requerido por Madrid Destino dado que es "responsabilidad del interviniente". "El área de Cultura no censura", ha rematado.

Rosell, por su parte, ha puesto sobre la mesa que se trataba de "un acto político con contenido político" que contó con "la actuación estelar de Juan Carlos Monedero". "Y hablan de aprender de los movimientos latinoamericanos. ¿Aprender de qué? ¿De un atentado contra la democracia y un acto lesivo para los proyectos de toda América Latina?", se ha preguntado, después de apuntar que el expresidente brasileño Lula Da Silva ha sido "condenado a doce años de cárcel por corrupción".

La concejala del PP ha criticado además que la cesión se produjo "coincidiendo con el conflicto electoral en Brasil", de modo que "el Ayuntamiento da voz en un espacio que es de todos los madrileños a un movimiento que apoya a un corrupto alentando a los que incumplen las leyes", algo que "ya hizo la alcaldesa", Manuela Carmena, cediendo otro espacio en su momento a la plataforma que representaba Carles Puigdemont, "con su intento de golpe de Estado y con la posterior fuga del país".

Rosell se ha alegrado de que Carmena no le haya contestado en la comisión para evitarse "el discursito de la libertad de expresión". "Nadie habla de censura. Exigimos responsabilidad en la gestión de los espacios públicos" valorando el interés general que debe prevalecer y evitar "un regalo de 3.000 euros a sus socios de Podemos", ha remachado. La concejala ha calificado de "totalitarismo" la identificación entre el Gobierno y un partido. "No se actuará de manera inquisitorial ni se censurará el contenido de nada", ha reiterado Carmen Rojas.