Casado pasa a la ofensiva con Cs y Vox: "No les importa la gobernabilidad, solo socavar al PP"

Reunión del Comité Ejecutivo del PP  tras la derrota histórica del partido en las elecciones del 28A
Ricardo Rubio - Europa Press
Publicado 30/04/2019 17:31:17CET

Ante el Comité Ejecutivo, sitúa a Vox en la "extrema derecha" y subraya que el PP está en el "centro ideológico"

MADRID, 30 Abr. (EUROPA PRESS) -

El líder del PP, Pablo Casado, ha decidido cambiar su estrategia tras la derrota histórica del PP en las elecciones generales y pasar a la ofensiva contra Ciudadanos y Vox, dos partidos a los que, a su juicio, "no importa la gobernabilidad", son "comparsas" del nuevo Gobierno y solo buscaban "socavar" al PP. Tras asegurar que el partido sale "unido" para afrontar las autonómicas y municipales y que ha "tomado nota", ha reivindicado el "centro ideológico" en el que siempre han estado, subrayando además que el PP es el "único partido de centro-derecha".

"El PP no ha dejado de estar centrado. Ocupar el centro no es cambiarse de sitio sino cobijar a más gente. No creo que haya habido ningún giro a la derecha ni a la izquierda", ha afirmado Casado en una rueda de prensa en la sede nacional del PP, tras la reunión del Comité Ejecutivo Nacional del partido, en el que ha anunciado el nuevo lema de campaña ante autonómicas y municipales: 'Centrados en tu futuro'.

"EL VOTANTE, COMO EL CLIENTE, SIEMPRE TIENE LA RAZÓN"

Tras asegurar que el resultado en generales ha sido "muy malo", ha señalado que ahora quiere hacer un análisis sobre las cosas que se pueden mejorar y los "errores cometidos" porque, a su entender, no se puede decir que un votante se ha "equivocado". "El votante, como el cliente, siempre tiene la razón", ha exclamado.

Eso sí, ha dicho que dedicarán la campaña de municipales y autonómicas a explicar cómo ha afectado la fragmentación del voto al resultado de las generales. "Ahora lo que tendrán que entender los votantes es a qué ha conducido su voto", ha aseverado.

Casado ha criticado duramente que Cs y Vox celebrasen sus resultados tras el 28 de abril cuando Pedro Sánchez sigue en Moncloa, algo que, a su entender, le lleva a pensar que "su adversario no era Pedro Sánchez sino el Partido Popular" y que por eso han llevado a cabo una estrategia de campaña "muy irresponsable".

Cs: SOLO BUSCABA EL 'SORPASSO' AL PP Y NO LO LOGRÓ

En este punto, ha calificado de "curioso" que Albert Rivera celebre con "júbilo" su cuarta derrota como candidato a la Presidencia del Gobierno "tras 13 años" al frente de Cs". Según ha añadido, en campaña fue diciendo "de forma muy hipócrita" que quería gobernar con el Partido Popular y lo "único que quería era intentar sorpassar al PP" y "no ha conseguido". "El liderazgo de la oposición a Sánchez lo tiene el PP", ha afirmado.

Casado ha resaltado que ahora "ya no hay lugar al maquillaje y al disfraz" porque es un partido que "ha favorecido los intereses del PSOE" y "por tanto no es un partido de centro-derecha", "como mucho de centro izquierda", ha apostillado. Por ello, ha garantizado que a partir de ahora no quedará "ni una bola sin devolver".

"EL VOTO A VOX HA SIDO UN VOTO INÚTIL"

En el caso de Vox, ha señalado que también ha quedado claro que "no le importaba la gobernabilidad" y que su programa le ha deslizado a un "populismo de derechas" que le va a hacer retratarse en el Parlamento Europeo. Allí podrán ver, ha proseguido, si apuesta por el mismo grupo en el que está Le Pen y UKIP. "El voto a Vox ha sido un voto inútil", ha aseverado, para añadir que hay 500.000 votos que no han logrado representación parlamentaria.

Por todo ello, y tras los resultados de las generales, ha afirmado que "es falso que en España haya tres derechas" sino que era "un tópico falsario", dado que, según ha dicho, en España "solo hay un partido de centro-derecha que es el Partido Popular". "Hay otro partido de extrema derecha, que es Vox, y otro partido socialdemócrata, disfrazado de liberal desde hace un año y medio pero que fundacionalmente es socialdemócrata y así lo ha demostrado", ha enfatizado.

Casado ha dicho que "no han podido" con el PP ni van a poder en el futuro, "ni con malas artes ni con campañas cínicas o torticeras". "No estaban por la gobernabilidad constitucional, sino simplemente para intentar socavar la base electoral del PP. Pero vamos a lo nuestro. No somos ni intercambiables ni somos lo mismo que Vox y Ciudadanos. Ahora vamos a recuperar nuestro espacio electoral desde este suelo", ha proclamado.

Después de que Santiago Abascal haya respondido al calificativo de "extrema derecha" acusando al PP de que se les está poniendo "cara de UCD", Casado ha indicado que estar en el panel de la "extrema derecha en el panel de partidos es algo que han llevado muy a gala". Dicho esto, ha pedido una "reflexión" sobre lo "mucho" que le debe al PP porque ha "estado cobrando entre fundaciones, chiringuitos y mamandurrías como él dice de alguna comunidad autónoma hasta anteayer".

El presidente del PP afirmado que han "tomado nota" del mensaje que les mandan los españoles, que quieren ver a un PP "reconocible" en sus principios y valores y "útil" en las propuestas de Gobierno, "orgulloso" de su gestión y "capaz de ilusionar" de nuevo a "todo el país". "Salimos a por todas", ha resaltado.

"MANDATO PARA CUATRO AÑOS"

Además ha afirmado que tiene un "mandato para cuatro años" y espera no tener que llegar al "tercer intento para gobernar España", en alusión a lo que pasó con sus antecesores, José María Aznar y Mariano Rajoy. "Estoy convencido, será al segundo", ha proclamado.

Dicho esto, el presidente del PP ha señalado que está "muy satisfecho" con el respaldo obtenido por los dirigentes del Comité Ejecutivo. "He tenido el respaldo de los los líderes autonómicos del partido", ha manifestado.

En la reunión, han tomado la palabra varios barones del PP como Fenando López Miras (Murcia), José Ignacio Ceniceros (La Rioja), José Antonio Monago (Extremadura), Mercedes Fernández (Asturias), Alfonso Alonso (País Vasco), Paco Núñez (Castilla-La Mancha), Alfonso Fernández Mañueco (Castilla y León) y Ana Beltrán (Navarra). También han intervenido Diego Gago, Rafael Hernando, Fernando Martínez Maillo y Segio Ramos.

"CONTRAPESO" PARA NO DAR SO Y CHEQUE EN BLANCO

Además, ha afirmado que ahora van a presentar el 26 de mayo como "una oportunidad" para no dar un "cheque en blanco" a Pedro Sánchez y que haya cuatro años sin "contrapeso" a un Gobierno de Sánchez. "Si tiene otra vez un resultado en el que gane tendrá un cheque en blanco para pactar con quien quiera, a cambio de lo que quiera. Este 26 de mayo es un contrapeso a la victoria del PSOE", ha manifestado.

Tras asegurar que han salido "unidos" de esta reunión del Comité Ejecutivo Nacional del PP y "dispuestos a dar lo mejor" de sí mismos para ganar las elecciones, ha avanzado que la dirección nacional se van a echar de nuevo "a la carretera". El propio líder del partido tiene previsto recorrer todas las comunidades autónomas.

Contador