Condenado a un año de prisión por clavar un vaso en el cuello a un hombre que intentó mediar en una pelea

Actualizado 04/09/2008 20:13:50 CET

SANTANDER, 4 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Juzgado de lo Penal número Dos de Santander ha condenado por un delito de lesiones a un año de prisión y al pago de una indemnización de 3.360 euros a un hombre que clavó un vaso en el cuello a otro que intentó mediar en una pelea en la que participaba el agresor.

Los hechos tuvieron lugar la madrugada del 16 de julio de 2005, sobre las 5.30 horas del día 16 de julio de 2005, cuando el acusado, N.B, de nacionalidad marroquí, que entonces tenía 23 años, se encontraba peleando con un grupo de personas en el exterior de una discoteca de Reinosa.

Según el relato de la sentencia, la víctima trató de mediar en la pelea con la intención de separar a las partes y fue entonces cuando el acusado le clavó el vaso, causándole incisa cervical anterior de unos 3 centímetros y superficial, por lo que precisó 22 puntos de sutura y otros dos en la herida cervical, tardando en curar 20 días en los que estuvo impedido para sus ocupaciones habituales.

Como secuelas le queda una cicatriz facial de unos 15 centímetros en forma de curva en la mejilla y otra de 2 centímetros en región anterior del cuello.

La sentencia, de conformidad entre las partes, tiene en cuenta la atenuante de dilaciones indebidas y de legítima defensa impropia, y suspende la pena privativa de libertad con la condición de que el condenado no delinca nuevamente durante dos años y haga efectiva la indemnización impuesta en el plazo de siete meses. En concreto, deberá abonar a la víctima 960 euros por los días de curación y 2.400 por las secuelas.